Análisis sobre algunas particularidades de los seguros de coches eléctricos

Análisis sobre algunas particularidades de los seguros de coches eléctricos.  / pixabay.com
Análisis sobre algunas particularidades de los seguros de coches eléctricos. / pixabay.com

En este post vamos a hablar de un producto bastante a la orden del día ya en el mercado automovilístico. Sin embargo, para ciertos espectros de población, todavía sigue siendo poco menos que un desconocido. No en vano, se espera que durante los próximos años se incremente la demanda del coche eléctrico, y por consiguiente, también la de aquellos seguros que se encargan de regular su actividad y funcionamiento. A medida que se vayan vendiendo más unidades de vehículos de esta índole, del mismo modo, aumentará la demanda de seguros al respecto.

Si bien como decimos, por el momento no son excesivamente numerosos, pasando inadvertidos para mucha gente, presentan una enorme y envidiable previsión, proyección de futuro. Que las aseguradoras estén reaccionando a esta nueva demanda lanzando diversos seguros específicos de esta índole, aporta una buena prueba de las halagüeñas expectativas que hay en el sector con vistas al porvenir. Se trata de un producto más o menos actual, pero que en base a previsiones de expertos en la materia, el crecimiento de su importancia no menguará durante los próximos años; más bien, todo lo contrario.

A pesar de que actualmente estén en boca de muchos, los coches eléctricos son un invento incluso anterior a nuestros tradicionales automóviles. La Historia “pasó” de ellos, para ahora “rescatarlos”.

Es muy probable que estos vehículos acaben por resultar el futuro del automóvil. En cuanto a la tecnología que presentan, diferenciar dos tipologías de coches eléctricos: los de pila de combustible (FCEV), y los de baterías (BEV). Del mismo modo, subrayar su estrecho vínculo con los HEV o coches híbridos, que a fin de cuentas, no son más que automóviles que entrelazan ambos tipos de propulsión, eléctrica y térmica. Si un coche incluye un motor de carácter térmico, pasa a convertirse en híbrido.

Las pólizas de seguros para coches de tipo eléctrico, tienden a garantizar idénticas coberturas que las de sus parientes clásicos, si bien suelen incorporar algunas garantías destinadas a cubrir necesidades específicas de su funcionamiento, y ajenas a los automóviles de toda la vida.

En este incipiente y favorable contexto, numerosas organizaciones se han decantado por ofrecer seguros que se adapten a las necesidades de estos conductores. A pesar de que cada compañía tiene unas condiciones intrínsecas, no debemos pasar por alto el hecho de que, diferentes factores como nuestro historial al volante, edad, y las particularidades del coche que vayamos a manejar, determinarán en gran medida el precio final de la póliza.

Muchas empresas como Mapfre, Catalana Occidente o Zurich están incurriendo en dichas actividades comerciales. Si bien, destacamos por encima de ellas los seguros para coches eléctricos de Línea Directa, famosos en nuestro país por la confianza y seguridad que transmite esta organización ya experta en el ámbito de la conducción.

La oferta es muy variada, pero al final, tendrá que ser el propio conductor quien determine qué tipo de póliza se adaptará más a sus requerimientos. Para ello, no es mala opción informarse un poco con carácter previo, a fin de poder ejecutar a posteriori la elección con mayores garantías de éxito.

Sin duda, ¡el coche eléctrico es el futuro!

Conversaciones: