POR SU IMPACTO ECONÓMICO DE 6,6 MILLONES DE EUROS

El Gobierno rechaza la proposición de ley del PDeCAT de apoyo al coche eléctrico

Según el Gobierno, la iniciativa supondría un gasto adicional de 3,5 millones de euros, mientras que dejarían de ingresarse otros 3,1 millones en exenciones fiscales y subvenciones al pago de peajes eléctricos.

El Gobierno veta la ley del PDeCAT de apoyo al coche eléctrico por su impacto económico: 6,6 millones.
El Gobierno veta la ley del PDeCAT de apoyo al coche eléctrico por su impacto económico: 6,6 millones.

El Gobierno ha registrado un escrito en el Congreso rechazando la tramitación parlamentaria de una proposición de ley del PDeCAT con medidas de apoyo a la compra y al transporte del coche eléctrico y alegando que su aprobación tendría un impacto presupuestario de 6,6 millones de euros.

De esta forma, el Ejecutivo hace valer así el precepto constitucional que le da poder de veto ante toda iniciativa legislativa que constituya un aumento de gasto o disminución de ingresos.

Según las estimaciones del ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital en el informe al que ha tenido acceso Europa Press y en el que justifica su veto, la iniciativa supondría un gasto adicional de 3,5 millones de euros, mientras que dejarían de ingresarse otros 3,1 millones en exenciones fiscales y subvenciones al pago de peajes eléctricos.

La proposición de ley contempla un plan plurianual de ayudas para la compra de coches eléctricos y la instalación de puntos de recarga por un valor de, al menos 20 millones de euros cada año hasta 2020. El Gobierno explica que en los Presupuestos de 2017 ya se contemplan partidas por estos conceptos por un valor de 16,6 millones, y que aceptar la idea del PDeCAT incrementaría el gasto actual "en, al menos, 3,50 millones de euros anuales".

Por otro lado, advierten de que la disminución de ingresos por la posible exención del impuesto a la energía eléctrica suministrada en puntos de recarga rápida de vehículos eléctricos con una potencia superior a 40 kw se estima en 1.518.000 euros dejados de percibir.

Por último, estima que la subvención del 50% en la potencia del peaje de acceso y los cargos en la factura eléctrica para determinados puntos de recarga rápida con una potencia superior a 40 kw, tendría un impacto presupuestario de 468.382 euros al año y hasta el año 2020, como propone la iniciativa, de 1.639.338 euros.

Conversaciones: