AVANCES TECNOLÓGICOS

Los tractores totalmente eléctricos y autónomos revolucionarán la agricultura

Los tractores agrícolas también dejan ver sus importantes avances tecnológicos en el campo de los vehículos autónomos y la movilidad eléctrica.

Los tractores totalmente eléctricos y autónomos revolucionarán la agricultura.
Los tractores totalmente eléctricos y autónomos revolucionarán la agricultura.

El futuro global de nuestro planeta depende entre otras cosas de los recursos agrícolas. La implementación de sistemas automatizados en los cultivos, cosechas y recolección, acompañará el futuro de este sector a través de equipos, procesos y maquinaria de alta tecnología.

En un futuro no muy lejano un ejercito de tractores robotizados eléctricos y autónomos serán capaces de trabajar las 24 horas del día, logrando una mayor eficiencia y eficacia en el sector de la agricultura.

Estos tractores, diseñados para operar prácticamente sin ayuda humana y con cero emisiones, mejorarán la eficiencia y productividad de los actuales, con el fin de reducir el tiempo y contribuyendo a la protección del clima. Además de reducir considerablemente los costes operativos.

El tractor autónomo Case IH ACV

El fabricante norteamericano Case, perteneciente al Grupo CNH Industrial, ve el tractor autónomo como solución para el futuro de la agricultura.

El tractor autónomo Case IH ACV hará su debut en Europa en el SIMA de París, el salón más importante de maquinaria agrícola del viejo continente, que se celebrará del 26 de febrero al 2 de marzo de 2017.

Autonomous concept vehicle

Este prototipo ya es completamente operativo y nos anticipa lo que podría ser el tractor del futuro, o sencillamente el que revolucionará el medio rural en los próximos años.

El tractor se controla a distancia por su propietario, o por un técnico especializado, desde una tableta o un PC vía wifi. Una vez recibe las órdenes, el tractor se pone en movimiento y se guía con la información recibida a través de sensores láser y cámaras, empleando la tecnología LiDAR.

El sistema autónomo ofrece una serie de correcciones que garantizan un guiado con una precisión inferior a 2,5 centímetros".

Dan Stuart, de Case IH.

En este momento, el único problema para que el Case IH ACV inicie su comercialización en serie es el marco legal en el que debe moverse a nivel de seguros y actividad laboral.

Según los expertos consultados, se espera que este proceso se agilice en los próximos meses y que a partir del año este tipo de maquinaria pueda estar trabajando en grandes cultivos, en solitario o en asociación con otros vehículos autónomos.

Por el momento, los dirigentes de Case no han facilitado la gama de precios del Case IH ACV , pero sí han asegurado que el costo adicional del sistema autónomo solo supondrá un pequeño incremento del precio respecto al mismo tractor convencional.

La compañía asegura que todavía queda tiempo para que, por ejemplo, equipe un motor eléctrico. "Con la tecnología actual es imposible, pues una mecánica eléctrica no dispone de autonomía suficiente para mover las once toneladas que pesa el tractor durante jornadas de más de veinticuatro horas sin parar".

SESAM, el tractor eléctrico de John Deere

En cambio, la compañía estadounidense de maquinaria agrícola John Deere ha desarrollado el tractor eléctrico SESAM (Sustainable Energy Supply for Agricultural Machinery – Suministro de Energía Sostenible para Maquinaria Agrícola–) que también se presentará oficialmente en el Salón de maquinaria agrícola SIMA en París.

Tractor-eléctrico-John-Deere-SESAM

John Deere señaló que el tractor tiene dos motores eléctricos independientes, uno para la tracción y otro para la toma de fuerza y ​​el sistema hidráulico. Pero en caso de ser necesario, los dos motores se pueden combinar. "Cuando el tractor está parado, no hay pérdida de energía".

El tractor, aún en fase conceptual­, cuenta con dos motores eléctricos que desarrollan una potencia total de de 300 kW (400 CV) – una potencia de 150 kW cada uno– y se alimentan de una batería de 130 kWh de capacidad, lo que permite una autonomía por carretera de 55 kilómetros o de cuatro horas en trabajo de campo. El tiempo de carga se acerca a las tres horas y la vida útil de la batería es de aproximadamente 2.100 ciclos de carga. La velocidad máxima del vehículo ronda los 30 km/h.

Conversaciones: