IV CONGRESO EUROPEO DEL VEHÍCULO ELÉCTRICO

Nuevo Plan ProMovea: 50 millones de euros para impulsar el coche eléctrico en España

El anuncio se hizo durante la celebración en Madrid del IV Congreso Europeo del Vehículo Eléctrico organizado por la Asociación Empresarial para el Desarrollo del Vehículo Eléctrico (AEDIVE).

Daniel Navia, secretario de Estado de Energía, en el IV Congreso Europeo del Vehículo Eléctrico de AEDIVE.
Daniel Navia, secretario de Estado de Energía, en el IV Congreso Europeo del Vehículo Eléctrico de AEDIVE.

La IV edición del Congreso Europeo del Vehículo Eléctrico, organizado por la Asociación Empresarial para el Desarrollo del Vehículo Eléctrico (AEDIVE) el 26 y 27 de octubre pasados en Madrid, ha sido todo un éxito. Más de 300 personas se dieron cita en un evento en el que un amplio número de empresas e instituciones pusieron sobre la mesa los principales retos a los que se enfrenta el mercado del vehículo eléctrico en Europa y a nivel nacional, así como las barreras a superar por un sector, el de la electromovilidad, que forma parte de la cadena de valor para conseguir la descarbonización de la economía en 2050. El Congreso también sirvió para el anuncio del nuevo Plan ProMovea para incentivar el mercado de vehículos sostenibles en España, dotado con 50 millones de euros.

Todos los pronósticos apuntaban a que el IV Congreso Europeo del Vehículo Eléctrico, organizado por AEDIVE, sería el lugar escogido por el Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital (MINETAD) para anunciar la puesta en marcha de un nuevo Plan de incentivos para el impulso de la movilidad sostenible en el país; y así ha sido.

IMG_8018

El secretario de Estado de Energía, Daniel Navia, en el IV Congreso Europeo del Vehículo Eléctrico de AEDIVE.

El secretario de Estado de Energía, Daniel Navia, fue el encargado de explicar al público asistente los puntos clave del nuevo Plan ProMovea, “dotado con 50 millones de euros y que entrará en vigor en unas semanas”, una vez que haya sido aprobado por el consejo de dirección del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), entidad que se encargará de tramitar las ayudas.

El Gobierno destinará 50 millones de euros a incentivar la compra de VE, impulsar la infraestrucrura de recarga y desarrollar proyectos empresariales.

De dicha cantidad, 20 millones de euros irán destinados a incentivar la compra de vehículos impulsados con energías alternativas, 15 millones a impulsar la infraestructura de recarga tanto pública como privada no residencial (hoteles, estaciones de servicio, parkings en empresas, etc) y los 15 millones restantes al desarrollo de proyectos empresariales vinculados a la ingeniería y al desarrollo del vehículo sostenible.

El secretario de Estado de Energía incidió en el hecho de que el vehículo eléctrico “no es solo un instrumento para la lucha contra el cambio climático, sino también una oportunidad tecnológica e industrial, particularmente importante para una economía como la española, ya que nuestro país es el octavo fabricante del mundo de automóviles y el segundo de Europa y, por tanto, nuestra estrategia tiene que estar diseñada en la dirección adecuada”, de ahí que la intención del Ministerio sea que dicha estrategia sea “más flexible y tenga continuidad en el tiempo”, señaló Navia.

El Gobierno anuncia cambios en la regulación de la figura del gestor de cargas –para hacerla más útil y flexible– y estará lista a finales de 2017 o principios de 2018.

Otra de las medidas anunciadas por el secretario de Estado de Energía durante el Congreso de Aedive fueron los cambios en la regulación de la figura del gestor de cargas, “para hacerla más útil y flexible”, y que estará lista a finales de este año o principios del que viene. Entre los más importantes destaca la supresión de la obligación de que se modifique el objeto social de las empresas que se dediquen a la gestión de recarga, la eliminación de la obligación de tener un punto de conexión diferenciado por cada punto de recarga, así como de las obligaciones de medida que se derivaban de la necesidad de tener un punto de suministro salvo en aquellos casos donde sea necesario.

La nueva legislación también recogerá, aunque no de forma obligatoria, la figura del gestor de cargas representante que, en opinión de Navia, “puede facilitar el desarrollo del sector”, de manera que las obligaciones que se derivan de la gestión de carga puedan ser encomendadas a un tercero que pueda desempeñarlas en representación de otra empresa o institución. En última instancia también se suprimirá la obligación de revisión periódica de información, tanto al Ministerio como a la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), de manera que la actividad se podrá realizar únicamente con una declaración responsable inicial.

Mtra MA en Congreso CEVE 17_AEDIVE

La ministra de Agricultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (MAPAMA), Isabel García Tejerina, en el IV Congreso Europeo del Vehículo Eléctrico de AEDIVE.

La inauguración de la cuarta edición del Congreso organizado por AEDIVE corrió a cargo de la ministra de Agricultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (MAPAMA), Isabel García Tejerina, quien comenzó su intervención señalando que “uno de los retos más importantes a los que se enfrenta la sociedad es el Cambio Climático”. El transporte por carretera, explicó la ministra, “es uno de los pocos sectores en los que se ha producido un aumento en las emisiones de gases de efecto invernadero desde 1990, aportando una quinta parte de las emisiones de la UE”, lo que ha contribuido a la mala calidad del aire, especialmente en las grandes ciudades, y a la aparición de ciertas enfermedades que perjudican gravemente la salud de las personas. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), dijo la ministra, la contaminación atmosférica es la causante de cerca de 400.000 muertes prematuras en toda la UE.

El vehículo eléctrico va a ser una pieza clave en la mejora medioambiental.

Para combatir esta situación, la ministra apostó por un nuevo modelo de movilidad que se apoye en la utilización de vehículos de combustible alternativo más limpio, en el que el vehículo eléctrico está llamado a ser “una pieza fundamental por razones de eficiencia energética, porque contribuye a la reducción de la dependencia de productos petrolíferos, al desarrollo económico y la creación de empleo, así como al impulso de nuevas tecnologías”.

Las previsiones del vehículo eléctrico en las próximas décadas son muy halagüeñas. Según expuso la ministra, la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) prevé que en el año 2040 habrá 266 millones de coches eléctricos en las carreteras del todo el mundo, una cifra que, según la agencia Bloomberg, se duplicará en las mismas fechas, ya que según sus estimaciones se alcanzarán los 530 millones de coches eléctricos en 2040, es decir, el 33% de la cuota total.

Para ello, señaló la titular de la cartera de Medio Ambiente, “habrá que desarrollar la infraestructura necesaria que haga posible este nuevo modelo, donde será clave la colaboración público-privada, pues son las empresas quienes tienen el poder de ofrecer las mejores opciones a los consumidores y proveedores y supone un gran apoyo a la administración creando espacios de interés común donde crecer juntos”. La ministra recordó que el Gobierno se encuentra trabajando en la Ley de Cambio Climático, “que permitirá crear un marco para el desarrollo de una movilidad más sostenible en el que el coche eléctrico está llamado a jugar un papel muy importante”.

Por otro lado, y consciente de que las administraciones públicas están para dar ejemplo, la ministra anunció la decisión de su ministerio de apostar por vehículos movidos por energías alternativas menos contaminantes dentro del II Proyecto del Plan de Calidad del Aire, que contempla la sustitución de vehículos convencionales en los organismos y administraciones públicas por otros eléctricos y la implantación en paralelo de una red de puntos de recarga. El MAPAMA ya ha comenzado con la renovación de su flota, mediante la incorporación a su parque móvil de dos vehículos de tracción íntegramente eléctrica.

aedive

Izquierda: el consejero de Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid (CAM), Pedro Rollán, en el IV Congreso Europeo del Vehículo Eléctrico de AEDIVE.

La Comunidad de Madrid está trabajando en la elaboración de un decreto que permita crear una Comisión interdepartamental contra el cambio climático.

Por su parte, el consejero de Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid (CAM), Pedro Rollán, que también participó en el acto de inauguración, señaló que la Región de Madrid es “especialmente propicia para llevar a cabo la implementación y desarrollo de todas estas nuevas tecnologías, así como de todas las infraestructuras que llevan aparejadas, al objeto de conseguir la descarbonización de la economía”.

El consejero, que anunció el inicio de la tramitación de un Decreto que permitirá la creación de una Comisión Interdepartamental contra el Cambio Climático, recordó al público asistente la política de concesión de ayudas puesta en marcha por la CAM –que estará abierta hasta el 30 de noviembre– dirigida a la adquisición de taxis y vehículos comerciales más limpios y eficientes, “con el objetivo de reducir, gradualmente, la ‘dieselización’ del 70% del parque móvil de vehículos de la Región”. Desde 2013, fecha en la que se puso en marcha este programa en el sector del taxi, “se han renovado 1.663 vehículos y, en el caso de los vehículos comerciales, 382”.

cañete1

El comisario de Acción por el Clima y Energía de la Unión Europea, Miguel Arias Cañete, en el IV Congreso Europeo del Vehículo Eléctrico de AEDIVE.

El comisario de Acción por el Clima y Energía de la Unión Europea, Miguel Arias Cañete, inauguró la segunda jornada del Congreso Europeo del Vehículo Eléctrico. Durante su intervención, el comisario puso de manifiesto la importancia crucial de la movilidad de emisiones cero y  bajas para el futuro del sector europeo del transporte y explicó que una de las razones por las que el vehículo eléctrico no se ha desarrollado suficientemente en Europa es por “la falta de puntos de recarga”, una situación que hay resolver, apuntó, “si no queremos perder competitividad frente a otros mercados, como el asiático, que están apoyando con fuerza el desarrollo del vehículo eléctrico”. Concretamente, en China ya circulan un millón de coches eléctricos y esperan superar los siete millones a partir del año 2045.

O apoyamos el coche eléctrico o perderemos competitividad.

Dentro de la Unión de la Energía, la Comisión Europea adoptará en las próximas semanas la segunda entrega del paquete de movilidad para alcanzar los objetivos de la Estrategia europea a favor de la movilidad de bajas emisiones a partir de junio de 2016, que incluirá propuestas para descarbonizar el transporte, la revisión de la Directiva relativa a los vehículos limpios, normas sobre emisiones de CO2 para los nuevos turismos y furgonetas para el período posterior a 2020, un Plan de acción para las infraestructuras de los combustibles alternativos con medidas específicas (incluidas nuevas posibilidades de financiación), así como la iniciativa emblemática relativa a las pilas.

Concretamente, el próximo 8 de noviembre la Comisión presentará la nueva legislación para fijar los niveles de CO2 para los vehículos ligeros y comerciales, “una de las más complejas a las que me he tenido que enfrentar, afirmó Cañete, ya que no hay unanimidad entre las diferentes entidades sobre el porcentaje adecuado para la reducción de emisiones, por lo que la misión de fijar los estándares no resulta una tarea fácil”. En opinión de Cañete, el nuevo marco “favorecerá el desarrollo del vehículo eléctrico e irá acompañado de un incremento de la producción de energías renovables”.

Cañete puso de manifiesto que la Comisión Europea es plenamente consciente de que “la descarbonización de la economía pasa por una descarbonización del sector del transporte”. Para conseguirlo, señaló el comisario, “tendremos que hacer el tránsito de los vehículos de combustión interna a vehículos basados en energías limpias, mediante la aplicación de normas objetivas entre 2020 y 2030”. Un tránsito que, en su opinión, “tiene que ser ordenado, pero rápido, y hacerse en términos de competitividad y de sostenibilidad para la industria del automóvil”. No obstante, afirmó, “la industria también tendrá que asumir estos retos con decisión, porque podría darse la paradoja de que el desarrollo tecnológico lo hagan los países emergentes, ante la exigencia de los ciudadanos de contar con vehículos limpios”.

Alejandro Cros_Subdirección General de Políticas Sectoriales Industriales_CEVE 2017

El subdirector general de políticas sectoriales industriales del ministerio de Economía, Industria y Competitividad, Alejandro Cros, en el IV Congreso Europeo del Vehículo Eléctrico de AEDIVE.

El subdirector general de políticas sectoriales industriales del ministerio de Economía, Industria y Competitividad, Alejandro Cros, también participó en el Congreso organizado por Aedive con una ponencia magistral en la que repasó los instrumentos de apoyo a la industria de automoción y el desarrollo de energías alternativas puestos en marcha por Industria en los últimos años, entre los que se encuentran los planes Movea de 2016 y 2017, dotados con 16,6 y 14,26 millones de euros, respectivamente, para la adquisición de vehículos con energías alternativas y la instalación de puntos de recarga.

El subdirector general apuntó que, en líneas generales, el número de peticiones para acceder a estas ayudas no ha excedido en mucho el presupuesto destinado para la concesión de las mismas”. Concretamente, la demanda para la adquisición de vehículos ligeros y motocicletas fue un 21% superior a los fondos presupuestados, para los vehículos comerciales fue un 2% más alta y en el caso de los puntos de recarga, la demanda fue un 28% mayor (principalmente en la región de Cataluña). Según Cros, la estrategia para impulsar el vehículo eléctrico debe "acompasarse con el mercado y la demanda, y con la capacidad de la industria para adaptarse a la transición de modelo energético”.

En 2020 habrá alrededor de 100.000 vehículos eléctricos en España.

En relación al número de vehículos eléctricos que circularán por las carreteras españolas en 2020, el subdirector general cree que “estaremos muy cerca de los 110.000 vehículos”. Para alcanzar esta cifra, explicó Cros, “el parque de coches eléctricos deberá experimentar de aquí a 2020 un crecimiento anual de un 50%”. Según estimaciones del Ministerio, el parque de vehículos eléctricos en España sumará a finales de este año 35.515 unidades, frente a las 139.377 de Francia, las 118.763 de Holanda y las 116.237 de Reino Unido. Esta diferencia entre los países europeos y España, aseguró Cros, “no tiene por qué preocupar, ya que es proporcional con el parque global de vehículos de cada país”.

Conversaciones: