DE CARA A 2025

McLaren da luz verde para electrificar toda su gama de vehículos

El objetivo de la firma británica es que todos sus vehículos sean híbridos en menos de una década y luego eléctricos puros.

McLaren apostará por los vehículos híbridos en toda su gama
McLaren apostará por los vehículos híbridos en toda su gama

El futuro de McLaren pasa por la hibridación de toda su gama de vehículos de aquí a 2025, según las palabras de su CEO Mike Flewitt a Auto Express.

Toda una declaración de intenciones por parte de la compañía, que ya el año pasado señaló que la mitad de sus modelos serían híbridos en 2025, y cuya siguiente parada serán los vehículos totalmente eléctricos.

“Nuestro objetivo es que todos nuestros vehículos sean híbridos en 2025 porque es la única forma de cumplir con los duros estándares de emisiones”, a lo que Flewitt añadió: “Realmente creo que el futuro, tanto para McLaren como para la industria en general, pasa por los vehículos eléctricos”.

La nueva planta de producción de fibra de carbono que McLaren ha puesto en marcha, permitirá reducir los costes hasta en 10 millones de libras (11,73 millones de euros), ya que la firma podrá ensamblar los chasis en su nuevo centro y no tendrá que recurrir a la subcontrata que a día de hoy tiene en Austria, lo que sin duda abaratará los costes de producción.

Ese dinero, junto al crecimiento previsto en las ventas (5.000 unidades al año para 2018), ayudarán a McLaren a financiar el desarrollo de nuevos sistemas híbridos.

Mclaren planea cubrir todo el espectro de electrificación, primero hibridando y más tarde con coches eléctricos puros, basándose en la experiencia acumulada en el campo eléctrico gracias a su modelo P1.

Aun así, el nuevo Mclaren 720S que verá la luz en el Salón de Ginebra no usará tecnología híbrida, y todo apunta que será el próximo modelo de la firma el que comenzará a utilizarla.

El Director General se negó a descartar la posibilidad de reducir el tamaño de su motor en un futuro próximo, alejándose del V8 3.8 biturbo actual, que podría ser sustituido por un V8 más pequeño o incluso por un V6. “En pocos años veremos un cambio en el equilibrio de potencia entre los motores de propulsión eléctrica y los de combustión”.

A todo ello se une el acuerdo con BMW para desarrollar la tecnología de motores de combustión. Esta asociación, en la que también está involucrada la Universidad de Bath, tiene como objetivo producir un nuevo tipo de diseño de la culata que mejorará la eficiencia de los actuales motores de combustión, reduciendo además su consumo.

Conversaciones: