PRESENTACIÓN MUNDIAL DEL “INTELLIGENT ROLLING CHASSIS” (IRC) EN CES 2017

Revolucionario sistema de chasis inteligente de ZF para vehículos eléctricos urbanos

ZF presenta en el CES 2017 sus tecnologías para la nueva movilidad, mediante la presentación mundial del “Intelligent Rolling Chassis” (IRC), el chasis inteligente aplicado por primera vez en el automóvil eléctrico Rinspeed Oasis.

Revolucionario sistema de chasis inteligente de ZF para vehículos eléctricos urbanos.
Revolucionario sistema de chasis inteligente de ZF para vehículos eléctricos urbanos.

En el Consumer Electronics Show (CES) 2017 de Las Vegas, el Rinspeed Oasis contará con el debut mundial de su “Intelligent Rolling Chassis” (IRC), un sistema inteligente de control del balanceo del chasis de la marca ZF que aporta mejoras sustanciales para la conducción y movilidad eléctrica de nuestras ciudades.

El IRC está diseñado para vehículos y características de pasajeros y de transporte urbano sin emisiones gracias a su accionamiento eléctrico situado en el eje trasero. Los motores eléctricos de aluminio en el eje trasero están integrados con una sola velocidad de transmisión que permite el Oasis acelerar a 100 km/h en aproximadamente nueve segundos y, si es necesario, hasta una velocidad de 150 km/h.

Agilidad para la ciudad

Gracias a la integración de los innovadores sistemas de dirección eléctrica (eTB) de ZF y el sistema de dirección electromecánico en combinación con un innovador diseño de suspensión independiente del brazo de control en el eje delantero, el Oasis es increíblemente ágil. Cuenta con un radio de giro de hasta 75º en comparación con un radio de giro típico de 50º, por lo que es un vehículo ideal para ciudades muy pobladas donde el aparcamiento es un bien escaso.

zf-2

La tecnología ZF permite el control del vehículo con un alto nivel de sensibilidad mediante la conexión en red de los sistemas de actuación del chasis utilizando una potente unidad de control electrónico (ECU) alojada dentro del sistema IRC. Esta unidad puede recibir señales de múltiples sistemas de control del vehículo y ceder maniobrabilidad avanzada para la conducción pilotada o automatizada.

Reinventar el volante de la dirección

La conducción automática avanza por las nuevas soluciones de Human Machine Interface (HMI) y puede presentar desafíos únicos para ayudar a proteger a los pasajeros. La tecnología ZF permite este control de vehículo altamente sensible mediante la conexión en red de los sistemas de actuación del chasis utilizando una potente unidad de control electrónico (ECU) alojada dentro del sistema IRC.

La propia configuración del volante equipa un sistema de detección ON/OFF. Diez campos de sensores capacitivos pueden detectar inmediatamente dónde y cómo el conductor está tocando el volante, una característica importante para una conducción automatizada y segura.

Además, se pueden asignar a los campos de sensores diversos comandos con gestos de activación correspondientes tales como indicación de la señal de giro o accionamiento de la bocina y sistemas de infoentretenimiento.

zf-4

El volante de alta tecnología también es plegable. Cuando el modo automatizado está conectado, este espacio se puede convertir como una mesa para una tableta, PC o un teclado que puede encajarse en su lugar. El volante puede ser rápidamente plegado cuando se mueve de nuevo a modo manual, y el airbag del conductor, que no está alojado en el volante, está instalado en el techo por encima del parabrisas delantero.

Otras mejoras en el interior incluyen un sistema de cinturón de seguridad único que integra las tecnologías de cinturones de seguridad activos y la configuración de la placa de anclaje que permiten un "modo de relajarse" cuando se opera de manera autónoma.

Conversaciones: