Híbridos y Eléctricos

REDWOOD MATERIALS

Ford se asocia con Redwood, de un cofundador de Tesla, para reciclar las baterías de sus coches eléctricos

Ford ha anunciado un acuerdo con Redwood Materials, fundada por JB Straubel, para impulsar el reciclaje de las baterías de sus vehículos eléctricos. El objetivo es reducir el coste de dichas baterías y hacer que los vehículos sean más sostenibles.

Ford Motor Company and Redwood Materials today announced they are working together to build out battery recycling and a domestic battery supply chain for electric vehicles. Ford and Redwood’s goal is to make electric vehicles more sustainable, drive down the cost for batteries, and ultimately help make electric vehicles accessible and affordable for more Americans.
Ford se asocia con un fundador de Tesla para reciclar sus baterías

Ford y Redwood Materials han anunciado que están trabajando juntos para impulsar el reciclaje de baterías y una cadena de suministro nacional de baterías para vehículos eléctricos. El objetivo de Ford es reducir el coste de las baterías, hacer que los vehículos eléctricos sean más sostenibles y, en última instancia, ayudar a que los vehículos eléctricos «sean accesibles y asequibles» para más clientes.

La preocupación de los fabricantes de vehículos por la sostenibilidad es cada vez mayor. También la necesidad de reducir los costes de los vehículos eléctricos, cuyas baterías -el componente más caro- encarece el producto final muy notablemente. La unión de ambos factores está llevando a la búsqueda no sólo de reducir el uso materiales más caros -como el cobalto o el níquel-, sino también a un mayor grado de reciclaje y reutilización.

De ahí que Ford y Redwood, fundada por JB Straubel, cofundador de Tesla, se hayan asociado con el objetivo de integrar el reciclaje de baterías en la estrategia de electrificación de Ford, que recordemos invertirá 30.000 millones de dólares hasta 2025 en vehículos eléctricos y todo tipo de tecnologías relacionadas, incluyendo esta asociación con Redwood. Para seguir avanzando en estas oportunidades de negocio entre ambas empresas, Ford ha invertido 50 millones de dólares en Redwood Materials

La tecnología de reciclaje de Redwood puede recuperar, por término medio, más del 95% de elementos como el níquel, el cobalto, el litio y el cobre. Estos materiales pueden reutilizarse luego en un circuito cerrado en el que Redwood pasa a fabricar láminas de cobre para el ánodo y materiales activos para el cátodo para la futura producción de baterías totalmente nuevas. 

Al utilizar materiales reciclados y producidos localmente (la fábrica de Redwood también se ubica en Estados Unidos), Ford puede reducir los costes al tiempo que aumenta y se facilita el suministro de materiales para la batería. Además, también ayuda a reducir su dependencia de las importaciones y reduce las extracciones de dichas materias primas, que indudablemente tienen un impacto notable en el ecosistema, por tanto, reduce también la huella medioambiental de la producción de baterías.

Ford Motor Company and Redwood Materials today announced they are working together to build out battery recycling and a domestic battery supply chain for electric vehicles. Ford and Redwood’s goal is to make electric vehicles more sustainable, drive down the cost for batteries, and ultimately help make electric vehicles accessible and affordable for more Americans.

Redwood Materials, con sede en Nevada, fue fundada por JB Straubel, uno de los fundadores de Tesla.

Redwood Materials, fundada por JB Straubel y con sede en el norte de Nevada, está creando una cadena de suministro circular para las baterías y ayudando a sus socios dentro del sector a proporcionarles procesos y tecnologías para reciclar y volver a fabricar nuevas baterías de iones de litio. A largo plazo, Ford y Redwood planean trabajar juntos en la creación de una cadena que se encargue de recoger y desmontar las baterías al final de su vida útil de los vehículos eléctricos de Ford, para su posterior reciclaje y empleo en nuevas baterías. 

Lisa Drake, directora de operaciones de Ford en Norteamérica, subrayó la importancia de reciclar baterías y apuntó que la industria podría verse desbordada por la demanda: «Este enfoque ayudará a garantizar que los valiosos materiales [de las baterías] vuelvan a entrar en la cadena de suministro al final de su vida útil y no acaben en los vertederos, reduciendo nuestra dependencia de la cadena de suministro de materias primas existente, que se verá rápidamente desbordada por la demanda de la industria».

En los últimos meses, Ford también ha anunciado sus planes para aumentar la producción de baterías a través de múltiples plantas de baterías mediante la empresa conjunta con SK Innovation, llamada BlueOvalSK. Ford prevé que se necesitará, al menos, una producción de 240 GWh de producción para el año 2030, de los cuales 140 GWh se destinarán a Norteamérica. El resto se dividiría entre China y Europa, por lo que no se descarta la posibilidad de que Ford levante una fábrica de baterías en Europa. La compañía del óvalo azul también construirá en Michigan (EE.UU.) el Ford Ion Park, un nuevo centro global de baterías para la investigación y el desarrollo de la tecnología de baterías, y posiblemente también para la fabricación de baterías en el futuro.

Conversaciones: