Híbridos y Eléctricos

SEGÚN CUPRA

La inflación amenaza con cargarse los coches eléctricos más baratos de Volkswagen

Según CUPRA continuar con una inflación superior al 7 % supondrá un problema a la hora de desarrollar los coches eléctricos baratos que el Grupo Volkswagen ha prometido.

CUPRA-Urban-Rebel_08_HQ
Cupra Urbanrebel eléctrico conceptual.

El Grupo Volkswagen tiene uno de los planes más ambiciosos en cuanto a producto para el mercado europeo de coches eléctricos. Articulados en torno a la plataforma MEB Small, Volkswagen, CUPRA y Skoda lanzarán tres coches eléctricos cuyo precio de partida tienen la intención de situar en la cota de los 20.000 euros, aunque esta oleada de modelos se encuentra bajo amenaza dada la inflación que actualmente acusa la eurozona.

Así lo ha confirmado uno de los máximos responsables de la firma CUPRA en el evento que tuvo lugar en el circuito de Terramar la semana pasada, pues si la tasa inflación de la eurozona sigue experimentando la misma subida que estos últimos meses, al Grupo Volkswagen le será imposible comercializar coches eléctricos al precio prometido.

"Una inflación del 7 % anual sería un problema", dijo Werner Tietz la pasada semana, jefe de desarrollo de la firma Cupra para el Grupo Volkswagen. En base a Eurostat, la oficina estadística de la Unión Europea, se espera que la tasa de inflación anual del mercado europeo para mayo se sitúe en torno al 8,1 %, lo que supondría un aumento del 0,7 % conforme al 7,4 % del pasado abril.

Si la situación de prolongara en el tiempo, pues, propiciaría que el Grupo Volkswagen tuviera que revisar su estrategia, pudiendo dar lugar a dos posibles escenarios. Comercializar esta serie de coches eléctricos al mismo precio pero con unas prestaciones y soluciones más comedidas, o revisar los precios al alza.

CUPRA Urban-Rebel_10_HQ
CUPRA UrbanRebel conceptual.

En términos de producto, la ofensiva que tiene prevista el Grupo Volkswagen se materializará a través de las firmas Skoda, Volkswagen y CUPRA con tres coches eléctricos del segmento B cuya autonomía en la más capaz de sus versiones se deberá situar en una cota de aproximadamente 450 kilómetros.

Volkswagen y CUPRA ya han mostrado los modelos conceptuales que anticipan el diseño de los modelos de producción. Volkswagen, por un lado, recurrirá a su herencia retro para dar forma a un coche eléctrico que toma líneas de los Beetle y Volkswagen ID. Buzz, mientras que el Urbanrebel, el modelo de CUPRA, se refugiará en el disruptivo diseño de la firma española para ofrecerse como la alternativa más dinámica y joven del trío de modelos.

Volkswagen ID. Life eléctrico conceptual.
Volkswagen ID. Life eléctrico conceptual.

Skoda, por su parte, aún no ha mostrado un modelo encargado de adelantar las formas de su coche eléctrico, pero es de esperar que lo haga en las próximas semanas. Las tres marcas deverán desvelar los diseños definitivos de producción en torno a 2024, para en 2026 dar el pistoletazo de salida a la comercialización de cada uno de ellos, y con ello a su producción, que como ha sido confirmado, tendrá lugar en España. Las baterías también se fabricarán en nuestro país, en la fábrica que recientemente el Grupo Volkswagen confirmada que se levantará en la localidad valenciana de Sagunto.

Conversaciones: