Híbridos y Eléctricos

REALITY PROJECT

Jaguar Land Rover arranca un programa para reciclar el aluminio del SUV eléctrico I-Pace

Jaguar Land Rover recuperará el aluminio de las unidades "jubiladas" del Jaguar I-Pace para fundirlo y reutilizarlo en la fabricación de nuevos vehículos eléctricos.

Jaguar reciclará el aluminio utilizado en el I-Pace.
Jaguar reciclará el aluminio utilizado en el I-Pace.

Jaguar Land Rover ha lanzado un nuevo proyecto de reciclaje de materiales que pone el foco sobre el aluminio, un material cada vez más utilizado en la fabricación de vehículos eléctricos. El programa, llamado Reality Project, forma parte de una campaña para reducir los desperdicios y las emisiones de CO2 generadas en los procesos de producción del Jaguar I-Pace, el primer coche eléctrico de la marca británica.

Gracias a esta iniciativa de JLR, el aluminio se recuperará de los vehículos al final de su vida útil y se fundirá para transformarlo de nuevo en material de alta calidad listo para fabricar nuevos modelos. El fabricante ha iniciado el programa en fase piloto, mediante el cual reciclará el metal obtenido de una serie de preproducción del Jaguar I-Pace. De forma paralela, las baterías de este vehículo eléctrico serán reacondicionadas y reutilizadas en otras aplicaciones.

Jaguar Land Rover asegura que "ya ha reducido la huella de carbono que genera su producción de vehículos a nivel mundial en un 46%”, y además, “sigue comprometido con el proceso de descarbonización en curso". En cuanto al reciclaje de materiales, entre septiembre de 2013 y enero de 2019, JLR reutilizó 300.000 toneladas de chatarra procedente de vehículos antiguos. En la actualidad utiliza 180.000 toneladas de aluminio cada año, de las cuales pretende reciclar también una gran porción.

Para garantizar la seguridad de los vehículos hechos de material reciclado, un equipo de científicos de la Brunel University de Londres se encargan de realizar las pruebas de resistencia pertinentes sobre el aluminio reutilizado. Con ello, el fabricante quiere asegurarse de que el material ofrecerá el mismo rendimiento en las pruebas de choque que el aluminio no reciclado que suministran otros proveedores.

Como curiosidad, cabe mencionar que el Jaguar XE original fue construido con un 75% de aluminio reciclado, lo que equivale a emplear como mínimo un 50% de materiales reciclados en la fabricación del modelo. Mientras que otros fabricantes, como Nissan y Mercedes-Benz, también tienen en marcha programas de reutilización del aluminio mediante proveedores externos, Jaguar Land Rover será el primero en hacerlo utilizando los recursos internos de la empresa.

Conversaciones: