Híbridos y Eléctricos

PROBLEMAS LEGALES

La legislación europea impide a Mercedes ofrecer suscripciones para tener eléctricos más potentes

Mercedes empezará a implantar en Estados Unidos una suscripción a cambio de desbloquear más potencia en los EQE y EQS. En Europa no lo ofrecerá, al menos de momento, debido a "cuestiones legales".

Mercedes-Benz-EQE-2023-bateria
La legislación europea impide a Mercedes ofrecer suscripciones para tener eléctricos más potentes

Pagar una cuota de suscripción para desbloquear ciertos elementos de equipamiento es algo que, pese al perjuicio que supone al consumidor, está adquiriendo cada vez mayor popularidad. Hace apenas unos días Mercedes anunció que en sus coches eléctricos más modernos, los EQS y EQE, se podrá desbloquear un extra de potencia a cambio de una suscripción mensual o anual. Lo empezará a ofrecer en Estados Unidos pero en Europa parece que ha encontrado problemas legales.

Imagina que tu coche sale de fábrica con todas las piezas necesarias en materia de equipamiento pero algunas de ellas son inútiles a no ser que pagues una suscripción. En el precio de tu coche has pagado por las resistencias del asiento calefactable, pero sólo se pueden activar si pagas una suscripción; de manera implícita has pagado por unos faros muy avanzados pero sólo serán adaptativos si pagas una cuota aparte. Incluso puedes llevar todas las cámaras, radares y sensores disponibles en el modelo, pero sólo funcionará la conducción autónoma si vuelves a pagar, o sólo durante los viajes por carretera (como quiere hacer Volkswagen).

La propia Mercedes ya ofrece equipamiento por suscripción como las ruedas traseras directrices del EQS, que sólo giran al máximo (10º) si pagas una suscripción anual de 489 euros. El hardware lo trae de serie, pero unas líneas de código limitan su funcionamiento. Y ahora quiere hacer algo parecido con la potencia de sus coches eléctricos, pero en Europa se ha topado con un obstáculo legal.

Según ha declarado un portavoz de Mercedes Países Bajos a la edición neerlandesa de TopGear, Mercedes-Benz no ofrecerá en Europa suscripciones para añadir más potencia a sus coches eléctricos debido a "cuestiones legales". Desde Mercedes no han añadido más detalles pero, al parecer, añadir más potencia (y mejores prestaciones) a cambio de una suscripción plantea obstáculos legales en Europa.

Mercedes EQS SUV eléctrico.
Mercedes EQS SUV

En Estados Unidos, por 100 dólares al mes o 1.200 dólares al año, Mercedes ofrece la posibilidad de aumentar la potencia de los EQE 350 4Matic desde 290 a 350 CV, y de 355 a 445 CV en el caso de los EQS 450 4Matic. Esta ganancia de potencia conlleva también, lógicamente, una mejor aceleración. Mercedes asegura que también se incrementa "notablemente" el par máximo, aunque no especifica cuánto.

Históricamente, marcas alemanas como Mercedes, BMW o Audi han ofrecido paquetes prestacionales con los que, por ejemplo, se aumentaba el límite de velocidad máxima de 250 km/h a 280 o 300 km/h. Sin embargo, era una ganancia prestacional de por vida y después de un solo pago. 

Polestar también ofrece una mejora de prestaciones para el Polestar 2 mediante la actualización de software Performance. Esta mejora está disponible como parte del paquete Performance (que incluye también equipamiento específico como frenos Brembo, llantas forjadas de 20" y amortiguadores Öhlins Dual Flow Valve) o como actualización OTA para cualquier Polestar 2 Long range Dual motor. Incrementa la potencia de 300 kW (408 CV) a 350 kW (476 CV) y el par motor de 660 a 680 Nm, y mejora también la respuesta del acelerador. Sin embargo, esta mejora de Polestar no requiere una suscripción sino un solo pago que permite tenerla disponible para siempre en el coche.

Conversaciones: