Híbridos y Eléctricos

MOVILIDAD COMPARTIDA

Lime apuesta por el carsharing tras el éxito de sus patinetes eléctricos

La compañía californiana estrenó en Seattle LimePod, su nuevo servicio de coches compartidos. Tendrá una flota inicial de 500 vehículos.

Uno de los vehículos del servicio LimePod. Fuente: @limebike
Uno de los vehículos del servicio LimePod. Fuente: @limebike

Lime ha revolucionado la movilidad en 80 ciudades de todo el mundo a través de su flota de patinetes eléctricos compartidos. Esta semana, la compañía californiana dio un paso más en EE UU. La firma estrenó LimePod, un servicio de coches compartidos que por el momento solo funcionará en Seattle, al noroeste del país.

El coste del servicio será de un dólar, 89 céntimos de euro, para desbloquear el coche. A partir de ese momento, se cargarán 40 céntimos de dólar -35 céntimos de euro- por cada minuto de conducción. La tarifa incluye gastos de seguro tanto para el vehículo como para el conductor. En un principio, Lime contará con 500 unidades del Fiat 500 hasta finales de 2018, pero podrían incrementarse hasta alcanzar 1.500 vehículos para 2019.

Creada hace algo más de un año en el Olimpo del emprendimiento norteamericano, Silicon Valley, Lime cuesta en la actualidad alrededor de 3.300 millones de dólares, unos 3.000 millones de euros. Estas cifras han atraído a inversores como Uber, uno de sus principales accionistas, o Alpahbet, la matriz de Google, que también cuenta con participaciones.  

Conversaciones: