Híbridos y Eléctricos

SEGÚN SU DIRECTOR DE OPERACIONES

Mercedes admite que diseñar un roadster eléctrico que sea atractivo no es tan fácil, pero lo harán

Mercedes quiere tener su propio roadster eléctrico, pero admite que no es fácil diseñar un coche de este tipo y hacerlo atractivo, aunque están determinados a hacerlo.

Mercedes-AMG GT Roadster.
Mercedes-AMG GT Roadster.

Con la entrada de la electricidad en el sector de la automoción, cada fabricante ha de ir electrificando todos los nichos de mercado en los que militan sus distintos modelos, pero existen algunos en los que esta tarea se antoja especialmente complicada, tal y como ha admitido Mercedes-Benz con la hipotética pero factible idea de un cabrio eléctrico.

Y es que diseñar un descapotable va algo más allá de poner un techo de lona o uno rígido abatible para convertir cierto modelo en uno eléctrico, y aunque con un coche ya existente se puede antojar una tarea más fácil incluso que diseñar un cabrio eléctrico desde cero.

En una entrevista con Top Gear, el director de operaciones de Mercedes-Benz ha admitido que sin duda la firma alemana quiere seguir fabricando coches descapotables en esta nueva era de la electricidad, pero no resulta algo tan fácil como diseñar cualquier otro coche eléctrico (que ya de por sí es un reto), y hacerlo justo en un momento en el que la demanda por este tipo de carrocerías está menguando, hace aun más complicado destinar medios a un proyecto como este.

A la complejidad técnica y las necesidades de un coche eléctrico hay que sumar que si queremos diseñar un coche descapotable y deportivo, hemos de esbozar una carrocería de muy baja altura, algo casi incompatible con un paquete de baterías que necesita de al menos quince centímetros de altura bajo el piso del coche. Además, también suman un gran peso al conjunto, algo que en la receta de un coche deportivo no es el ingrediente más común.

Mercedes-AMG GT Roadster.

Mercedes-AMG GT Roadster.

Comentaba Markus Schäfer a Top Gear: "No es tan fácil construir un descapotable eléctrico que sea atractivo. Y tenemos que reconocer que la demanda de roadsters y descapotables está disminuyendo".

Comentaba el directivo alemán que incluso en China, que es un país que normalmente tiene una fuerte demanda por este tipo de productos, requiere cada vez menos este tipo de coches. No obstante, comentaba a la vez que lanzar un coche así también tendría un fuerte componente de marketing tras de sí, pues son los productos más pasionales los que construyen la imagen de marca.

"Tenemos que ponernos nuestros sombreros de pensar y diseñar un coche eléctrico en forma de roadster. Cuando piensas en AMG y en convertir AMG en una marca eléctrica, definitivamente también piensas en un descapotable". Declaración que suena a que tanto Mercedes como AMG tendrán su pertinente descapotable cien por cien eléctrico, pero que definitivamente no se encuentra bajo desarrollo ahora mismo, o que si existe un proyecto se encuentra en una etapa embrionaria.

Otra firma en la que sin duda tendría una réplica este movimiento de Mercedes sería en Aston Martin, pues ambas compañías van de la mano en lo que desarrollo de plataformas y trenes de potencia eléctricos se refiere.

Mercedes-AMG GT Roadster.

Mercedes-AMG GT Roadster.

En estos momentos tan sólo existe un coche eléctrico en el mercado vendido como descapotable, el Fiat 500C eléctrico, aunque no se trate de un descapotable al 100 % por su estructura. Volkswagen también ha hecho un guiño a la posibilidad de lanzar un ID.3 eléctrico descapotable, pero sin duda el plano no está entre sus planes más prioritarios.

Y es que, si tomamos a Volkswagen como ejemplo, a la firma alemana no le ha quedado más que desviar los medios que antes iban a proyectos más pasionales hacia los coches eléctricos. modelos como el Volkswagen EOS, el Scirocco o las versiones descapotables del Golf han trascendido a causa de que esa inversión ahora se destina al desarrollo de coches eléctricos.

Conversaciones: