Híbridos y Eléctricos

CON TECNOLOGÍA DE LE MANS

El Porsche 918 Spyder híbrido enchufable tendrá sucesor, ¿hay un superdeportivo eléctrico en camino?

Porsche habla sobre el futuro de dos próximos modelos, los 718 Cayman y Boxster y el relevo espiritual del 918 Spyder, que bien podría llegar siendo un deportivo cien por cien eléctrico.

Porsche 918 Spyder híbrido enchufable.
Porsche 918 Spyder híbrido enchufable.

El Porsche 918 Spyder fue presentado al mundo en 2013 como sucesor espiritual del Porsche Carrera GT, y desde entonces  y con permiso del Porsche Taycan eléctrico, el ya mítico 918 híbrido enchufable ha sido la punta de lanza en cuanto a tecnología y prestaciones de la firma con sede en Stuttgart.

Por tanto han pasado ya casi diez años desde que Porsche presentara al mundo su manera de interpretar la electrificación de un deportivo, y ya están trabajando en un sucesor del 918 Spyder que como bien apuntan desde la rama matriz de Top Gear en Reino Unido, podría ser completamente eléctrico.

La publicación británica se hace eco de los primeros comentarios de CEO de Porsche, Oliver Blume, que atañen el futuro del sucesor del 918 Spyder, así como del deportivo de acceso a la firma, el Porsche 718. Si bien el futuro de este último aún no está claro, ya que según ellos el 718 ha de ser siempre un escalón previo al 911. Han comentado desde Porsche acerca del relevo del 718: "Necesitamos una evolución de las baterías de futuro. Un 718 ha de ser conducido como un 911".

Seguía comentando: "Tenemos la opción de introducir esquemas híbridos en el 911, por lo que aún hay un futuro para la combustión, pero los que ya han conducido un vehículo eléctrico han quedado convencidos de ello. Tenemos muchas ideas para futuros coches eléctricos, que serán 100% Porsche y más".

Con estas primeras pistas, por tanto, parece quedar descartado que el próximo Porsche 718 sea completamente eléctrico, el camino a seguir con el superdeportivo de esta década parece algo más claro, si bien es cierto que aún estamos a algún que otro año vista de verlo materializado, incluso de manera conceptual.

Porsche confirmaba días atrás que implementará una nueva tecnología de baterías en competición que aportará una mayor densidad energética, una tecnología que disfrutará primero su coche para las 24 horas de Le Mans, si bien esto no será materializado hasta 2023.

Esta mejor densidad energética vendrá de la mano de la incursión de electrodos de silicio en sus baterías, aunque como bien ha apuntado el CEO de la firma, si esta tecnología no va a ser probada hasta 2023 en competición, no podrá usarse en un coche de calle hasta la segunda mitad de la presente década.

Así pues mientras que para la próxima generación de los Porsche 718 Boxster y 718 Cayman no se plantea una fecha de llegada anterior a 2024, el sucesor espiritual del 918 Spyder quedaría planteado desde 2025 en adelante. Para entonces Porsche ya habrá ganado suficiente experiencia y habrá desarrollado lo suficiente la tecnología de baterías como para lanzar un deportivo cien por cien eléctrico que respete los valores que ellos consideran necesarios para un Porsche de esta condición. El primer atisbo de todo ello lo ha dado el Porsche Taycan, del que nosotros mismos hemos podido dar buena fé de ello tras probarlo.

Más a corto plazo para Porsche en el campo de los coches eléctricos se vislumbra el lanzamiento del Porsche Macan, que en su segunda generación estará disponible únicamente como un coche eléctrico, plantando cara comercialmente a los SUV eléctricos de Audi, y ofreciendo un plantamiento más premium a los Tesla Model Y y Tesla Model X.

Conversaciones: