Híbridos y Eléctricos

POSIBLEMENTE LA PRIMERA PICK-UP ELÉCTRICA

Rivian nos enseña el progreso de la pick-up eléctrica R1T, y de paso, su fábrica en Plymouth

Todo parece apuntar a que finalmente será la Rivian R1T la que finalmente gane la carrera de las pick-up eléctricas, que prevé empezar a entregar las primeras unidades en 2021.

La Rivian R1T en su fábrica de Plymouth.
La Rivian R1T en su fábrica de Plymouth.

Rivian revela, vídeo mediante, el progreso efectuado en el desarrollo de cara a la producción de la que parece que será la primera pick-up eléctrica en llegar al mercado, la Rivian R1T, que lo hará por delante de la Tesla Cybertruck, Lordstown Endurance y la Ford F-150 eléctrica.

Todo apuntaba a que Rivian comercializaría con gran margen de tiempo la R1T por delante de sus rivales, y aunque la pandemia trastocó los planes de la marca con sede el Plymouth, parece que aun así serán capaces de lograr el cometido.

Los americanos nos muestran en el vídeo las primeras unidades que pisarán las calles de la Rivian R1T, pero siendo sólo modelos de preproducción destinados a saber cómo se desenvuelve la futura pick-up eléctrica antes de llegar a manos de clientes, y con estas unidades encontrar los posibles fallos que puedan surgir, en pro de evitar incendios como de los Kuga PHEV de los que ayer nos hacíamos eco.

En la que fuera una fábrica de coches de combustión interna de Mitsubishi hace algunos años, Rivian ha conseguido remodelar la fábrica a su antojo para dar forma a las R1T, y más adelante al futuro SUV basado en la misma plataforma de la pick-up eléctrica, el R1S. En las imágenes vemos a los distintos grupos de ingenieros y técnicos de la línea de ensamblaje intercambiando opiniones de cara a implementarlas en su producción. Además también se aprecia en el matrimonio, es que es como se llama en el mundo de la automoción cuando el chasis de une a la parte ciclo del coche, en este caso al paquete de baterías.

El Rivian R1T está previsto que empiece a entregarse en Estados Unidos a lo largo de 2021, repartiendo la oferta de su gama en varios paquetes de potencias y tamaños de baterías que irían desde los 300 kW hasta los 562, lo que equivale a unos salvajes 753 caballos de vapor. Debería haber entre medias otra variante que Rivian no ha anunciado.

En cuanto a tamaño de baterías, podemos esperar un paquete mínimo de 105 kWh y otro máximo de 180 kWh, quedando un paquete entremedias de estos de 135 kWh. Con estas capacidades los cuatro motores eléctricos que moverían a la Rivian R1T deberían ser capaces de alcanzar, respectivamente y en palabras de Rivian, más de 370, 480 y 640 kilómetros de autonomía en una sola carga. Una sola carga que podría llegar a 160 kW en las estaciones de carga rápida.

Con estas pruebas Rivian, a pesar de no tener ningún producto en el mercado, se vuelve un fabricante mucho muy transparente y creíble, sin seguir el ejemplo que otros como Lordstown, que aún no vende nada y ya mismo entrará a cotizar en Bolsa, o el show de Fisker y la adjudicación de sus modelos.

Conversaciones: