Híbridos y Eléctricos

'BOOM' DEL SECTOR

El presidente de Iberdrola anticipa una "explosión" en la demanda de coches eléctricos

El presidente de la energética cree que el sector de los vehículos eléctricos está experimentando un caso parecido al que vivió el de los smartphones hace una década. 

El presidente de Iberdrola, José Ignacio Sánchez Galán, cree que el coche eléctrico tendrá un desarrollo explosivo.
El presidente de Iberdrola, José Ignacio Sánchez Galán, cree que el coche eléctrico tendrá un desarrollo explosivo.

El presidente de Iberdrola, José Ignacio Sánchez Galán, cree que el segmento de los coches eléctricos experimentará un 'boom' en los próximos años. “Estoy convencido de que van a explotar”, señaló en una conferencia en Bruselas el directivo de la energética con sede en el País Vasco, que comparó el auge que está viviendo el sector de los vehículos eléctricos con el de los smartphones hace una década.

Sánchez Galán, no obstante, se apresuró a matizar que el coche eléctrico y la nueva movilidad urbana tienen cabida en las grandes ciudades. En ese sentido, el ejecutivo aseveró que Iberdrola se aseguraría de garantizar el suministro eléctrico y que no se convierta en un cuello de botella para la transición hacia la electrificación.

Sobre la inversión que necesita España en infraestructura de puntos de carga y en relación con el origen de la energía, Sánchez Galán explicó que no se trata de un “problema” sino de una “oportunidad”. “No hace falta carbón para generar electricidad, construir hoy una central es más caro que cualquier renovable, incluidas las offshore de generación de energía eólica en alta mar”, explicó. Además, recordó que España podría cerrar la mitad de las centrales nucleares en 2030 y la otra mitad en 2035, “sin necesidad de hacer inversiones en extensión de vida”.

En el acto también se encontraba el comisario europeo de Energía y Acción Climática, Miguel Arias Cañete. “Vamos a descarbonizar la economía reduciendo los costes para los ciudadanos”, explicó el comisario, remarcando beneficios adyacentes como la reducción de la contaminación y por ende, las muertes prematuras o los propios costes económicos que podrían ahorrarse los consumidores de sus facturas de optar por un sistema más eficiente.

“La siguiente Comisión tendrá mucho que hacer”, dijo Arias Cañete, que subrayó que la Comisión Europea comenzará a dar prioridad a proyectos de energía eléctrica a favor de otro tipo de energías con el objetivo de que la Unión Europea cumpla con el plan marcado para 2050, año en el que se dejarán de usar los combustibles fósiles.

Conversaciones: