Híbridos y Eléctricos

EN PRINCIPIO, HASTA EL 9 DE MAYO

Tesla detiene la producción del Model 3 en China por falta de componentes

Según informaciones de la prensa local, Tesla ha ampliado el descanso del Día del Trabajo a sus trabajadores de la Gigafactoría de Shanghái por falta de componentes para el Model 3, aunque la empresa asegura que se trata de labores de mantenimiento programadas.

Gigafactoría de Tesla en Shanghái.
Gigafactoría de Tesla en Shanghái.

Según la información publicada por Bloomberg, la Gigafactoría de Shanghái ha cesado sus trabajos de producción después de que sus empleados regresasen de los cinco días de descanso que les correspondían por la festividad del Día del Trabajo en China. Tesla ha argumentado que la parada se debe operaciones de mantenimiento programadas para ajustar las líneas de producción aprovechando los días de inactividad, aunque fuentes cercanas aseguran que es debido a la falta de suministros.

Tesla ha pedido a sus trabajadores que extiendan el descanso de cinco días del Día del Trabajo en China, del 1 al 5 de mayo, hasta el próximo 9 de mayo, alargando el cierre de la fábrica de Shanghái durante cuatro días más. Si bien Tesla ha justificado este cambio en la fecha de regreso de sus trabajadores por motivos de mantenimiento programados, la web de china de noticias tecnológicas  36kr asegura que la parada se debe a la escasez de componentes para el Model 3, provocada por la crisis sanitaria del covid-19.

Los empleados que trabajan en la inspección, mantenimiento y reparación de equipos en la instalación, aseguran que al problema del suministro se une además otro contratiempo: la reparación de una pieza crucial es la cadena de ensamblaje, que ya antes de la parada estaba retrasando su producción.

La Gigafactoría de Shanghái es la única planta de Tesla fuera del territorio de Estados Unidos. Con la interrupción de sus trabajos ninguna de las fábricas que actualmente producen sus modelos se encuentra en funcionamiento. Su otra planta de ensamblaje, en Fremont, California, ha estado inactiva debido al coronavirus, lo que convertía a la de Shanghái en una pieza todavía más crucial en su plan de producción. Mientras China está saliendo de la crisis y reactivando su economía, Estados Unidos está en una fase muy anterior de la crisis económica, ya que la pandemia le ha alcanzado varias semanas o incluso meses después que a China.

Model 3 en la Gigafactoria de Tesla en Shanghái

Líneas de producción del Model 3 en Shanghái.

A principios de este año, la Gigafactoría de Shanghái estuvo temporalmente inactiva debido al brote de coronavirus. Sin embargo, mientras otros fabricantes de automóviles mantenían sus instalaciones paradas, Tesla fue uno de los primeros en reanudar la producción, con la ayuda de las autoridades locales, lo que provocó un incremento en las ventas en marzo en China.

Reducción del precio del Model 3 en China

Por segunda vez en este año, Tesla anunció una reducción del precio de venta de la versión de entrada del Model 3 en China. El objetivo del fabricante es ajustarlo para que sus compradores puedan acceder a las ayudas a la compra de vehículos eléctricos. El gobierno está complicando el acceso al plan de subsidios incluyendo límites de precio cada vez más exigentes. Ya en noviembre del año pasado, Tesla redujo el inicial del Model 3 fabricado en China en un 9%. Ahora quedará por debajo de los 300.000 yuanes, algo más de 39.000 euros, lo que supone una reducción de un 7,3% respecto al precio inicial al que salió a la venta.

El recorte de precios podría coincidir con la incorporación de las baterías de CATL a la cadena de suministro. Al  tratarse de un proveedor local, Tesla podría estar reduciendo el coste de este componente y repercutirlo en el precio final.

Conversaciones: