Híbridos y Eléctricos

AL MENOS HASTA 2022

Tesla retrasa una vez más su camión eléctrico. el Semi todavía no está listo para entrar en producción

Es muy habitual en Tesla que cada producto que salga al mercado sufra una serie de infortunios y retrasos. El Tesla Semi, la esperadísima cabeza tractora a pilas, no verá la luz este año.

tesla-semi_portada
Tesla retrasa una vez más la llegada del Semi, todavía no está listo para entrar en producción

Hace unos pocos días comentábamos la posibilidad de que el Tesla Semi estuviera a punto de entrar en la línea de producción. Al menos todas las informaciones apuntaban a ello, sin embargo, la propia compañía ha confirmado que todavía no está listo, y que retrasa su lanzamiento hasta el 2022, sin especificar más detalles de fechas o trimestres. Y con este ya se suman unos cuantos retrasos.

En esta ocasión la compañía californiana ha comentado que el causante de las demoras es la situación actual del mercado. La falta de suministros como celdas de batería, los complejos desafíos de la cadena de suministro global y los proyectos pendientes han obligado a posponer la fecha hasta por lo menos el año 2022. A pesar de todo ello esperan que en el 2022 sí estén en disposición de iniciar la producción.

Tesla tiene actualmente muchos proyectos sobre la mesa. Muchos deberes sin concluir que requieren una mayor atención que el Semi. Por ejemplo, la gigafactoría de Berlín. De cumplirse con los objetivos establecidos se estima que para finales de este mismo año la planta alemana ya producirá las primeras unidades del Tesla Model Y, aunque los dirigentes asumen que será todo un desafío cumplir con las fechas.

tesla-semi-02

Tesla Semi.

El Tesla Semi está llamado a revolucionar el mercado y la industria. En 2017 fue anunciado a bombo y platillo por el propio Elon Musk. Los datos que había sobre la mesa eran esperanzadores. Una cabeza tractora con un diseño único y una tecnología que llegaba a prometer hasta 500 millas de rango de uso, unos 800 kilómetros. Para ello es necesaria una pila de descomunales proporciones, 500 kWh de capacidad.

Este no fue el único anuncio que se comentó en la conferencia de resultados del segundo trimestre del año. Pasando un poco por encima también se dio por hecho el retraso en la producción del Tesla Cybertruck. Los problemas son los mismos que con el Semi, una excesiva complejidad de los mercados actuales y una falta de suministros, además de ciertos detalles que deben pulirse en la pick-up.

Desde la empresa reconocen que será muy difícil que el Cybertruck pueda entrar en producción este año. Si acaso una pequeña cantidad de unidades será fabricada a finales de año, aunque confirman que las esperanzas están puestas en el 2022. El año que viene será de suma importancia para Tesla, porque es entonces cuando deben cumplirse todos esos proyectos que hay sobre la mesa y que hasta el momento no hacen más que acumular retrasos de cualquier tipo.

Conversaciones: