Híbridos y Eléctricos

LO QUE SABEMOS HASTA AHORA

Volvo XC100: el futuro buque insignia de Volvo es un SUV eléctrico rival de los X7 y GLS

El Volvo XC100 será un SUV eléctrico que cerrará la gama de Volvo por la parte alta, situándose como el máximo exponente de la firma sueca, destinado a rivalizar con los X7, GLS y Range Rover. Se espera que sea presentado antes de 2023.

Volvo XC100 ilustrado por Kevin Goldwasser.
Volvo XC100 ilustrado por Kevin Goldwasser.

Volvo está preparando una gama de productos eléctricos muy diversa en la que a buen seguro van a predominar los SUV. Hace pocos días abordábamos la temática de Volvo hablando del que probablemente sea el modelo más asequible, el C40 eléctrico, y hoy nos vamos al otro extremo de la gama para tratar lo que sabemos hasta ahora del que será el máximo exponente de la firma sueca, el XC100 eléctrico.

Gracias a las recreaciones del diseñador Kevin Goldwasser podemos ilustrar este artículo con su particular visión del futuro SUV eléctrico de lujo de Volvo, aunque el diseño difiere sustancialmente de lo que de manera independiente Electric Vehicle Web adelanta sobre el futuro XC100 eléctrico.

La llegada del XC100 eléctrico no significa que se descarte la continuidad del XC90, es más, apunta el medio indio para la próxima generación del XC90 Volvo tomará la plataforma SPA.2, que desde la partida ofrece la posibilidad de adoptar esquemas cien por cien eléctricos sin necesidad de modificar la plataforma. Pero mientras que el XC100 sólo se ofrecerá como un coche eléctrico, el XC90 tomará un papel más tradicional dentro de la gama de Volvo y se ofrecerá en versiones gasolina, híbridas, híbridas enchufables y totalmente eléctricas, mientras que el diésel queda completamente descartado viendo las maniobras de Volvo en estos últimos compases.

Volvo-XC90-2020-01

El Volvo XC90 se basará sobre la plataforma SPA2 y tendrá versión eléctrica, así como híbridas y gasolina.

Se espera que el Volvo XC100 eléctrico goce de cotas superiores a las del XC90, con el mercado americano y el chino como principal objetivo. No se descarta, sin embargo, su comercialización en Europa, pero dada la mayor demanda de productos compactos en el Viejo Continente, el XC100 jugará más un papel de coche halo para Volvo en lugar de ser una pieza comercial clave en las ventas de la firma.

Además del tamaño, también se diferenciarán en términos de diseño y así justificar (en parte) el sobreprecio que el XC100 tendrá sobre el XC90 en su versión eléctrica. Al igual que el C40, el XC100 hará uso de una carrocería de estilo coupé en la que el techo lucirá una caída conforme se acerque a la zaga, sin convertirse por ello en una carrocería de tres volúmenes al uso.

Se espera que el nuevo Volvo XC90 sea presentado a finales de 2023, con la versión eléctrica pleneada para un año después, pero antes de la llegada del XC90 deberíamos ver al XC100. Información basada en la filtración de concesionarios de la firma a Automotive News, que según el medio, se mostraban contentos con la llegada tanto del XC100 como del C40.

En cuanto a la parte técnica, se espera que tanto la versión eléctrica del XC90 como el XC100 compartan tren de propulsión, con al menos dos motores eléctricos, cada uno situado en un eje distintos, que aporten a ambos modelos la condición de tracción total. En cuanto a precios, según el medio americano, se espera que el XC100 eléctrico parta de al menos 85.000 dólares en Estados Unidos (70.000 euros al cambio actual), aunque podemos esperar que en España esté más cerca de los cien mil euros.

Conversaciones: