Híbridos y Eléctricos

CUADRO DE ALUMINIO O CARBONO

Evari 856: una puntera bicicleta eléctrica que demuestra que una urbana puede ser objeto de deseo

La Evari 856 es una puntera bicicleta eléctrica de tipo commuter cuyo diseño resulta en una combinación maestra entre deportividad y tecnología.

noname
Evari 856.

Con motivo del Eurobike 2022, el salón de la bicicleta europeo, Evari ha presentado la Evari 856 una puntera bicicleta eléctrica de tipo commuter que es todo un alarde tanto en términos de diseño como en la vertiente tecnológica, pues la firma británica ha dotado a la 856 de todo un despliegue de equipamiento.

Es tal el despliegue de diseño que por momentos, al observar la Evari 856 por primera vez, pueda parecer incluso que se trata de una bicicleta eléctrica deportiva. Pero nada más lejos de la realidad, pues está pensada para uso urbano. No obstante, y dados los 17,6 kilos que marca sobre la báscula si el cliente de declina por el cuadro compuesto por fibra de carbono, siempre podrá usarse de manera puntual como una "fitness ebike".

Para colmo, el esquema eléctrico de la Evari 856 es uno de los más reputados de la industria. El responsable del mismo es la especialista Bosch, quien pone a disposición de la Evari 856 un sistema Bosch Cx Performance Line, que rinde los pertinentes 250 W máximos habituales en la UE y los complementa con una destacable cifra de par motor de 85 Nm. El motor eléctrico está posicionado de manera central y manda la potencia a la rueda trasera a través de una correa dentada de carbono de Gates, y existe la opción de elegir entre un cambio con velocidades tradicional (un Rohloff E14) o por un sensor de par de una sola marcha que se ajusta automáticamente.

Evari 856 green
Evari 856.

El motor se alimenta de una batería de 500 Wh, y con una carga completa de la misma en ámbiro urbano un usuario podrá promediar, según la marca, una autonomía de entorno a 75 kilómetros, aunque siempre dependerá del peso del ciclista y las circunstancias de uso concreto (pendientes, temperatura, nivel de asistencia, etcétera). La velocidad máxima hasta la que asiste el sistema eléctrico, por su parte, es de 25 kilómetros por hora.

A pesar de que se trata de un sistema de asistencia al pedaleo muy puntero, el protagonista en la Evari 856 no es este, sino su cuadro, cuya composición puede ser de aluminio o de fibra de carbono. Incluso elementos como la horquilla delantera o el tambor de las llantas puede estar compuesto en este material.

La obsesión por el detalle en términos de diseño llega hasta el sistema de iluminación de la Evari 856, ya que queda completamente integrado en la bicicleta. En el manillar una discreta y elegante luz Supernova MINI2 con tecnología de led toma lugar, mientras que la luz de posición y freno trasera se integra de manera muy acertada en la tija del sillín.

Evari 856
Evari 856 acabada en color amarillo y fibra de carbono.

Un display embebido en la zona próxima al telescopio del tubo superior del cuadro, y un soporte para smartphones, acaban de poner la nota tecnológica en una bicicleta eléctrica que sólo será apta para los bolsillos más desahogados.

Y es que, aunque de momento la firma británica no ha anunciado un precio para el mercado europeo, no cabe esperar una tarifa de partida económica, pues probablemente se acerque a la barrera de los 10.000 euros, si no la supera. Las ventas comenzarán este mismo mes de julio.

Conversaciones: