Híbridos y Eléctricos

Mercedes-Benz Vito E-CELL

Furgoneta propulsada por una batería eléctrica, producida en serie por un fabricante de automóviles para el transporte urbano sin emisiones.

Sin emisiones directas y silenciosa, apropiada para recorrer zonas ecológicamente sensibles

 

Transporte urbano libre de emisiones
Con la primera furgoneta propulsada por una batería eléctrica producida en serie por un fabricante de automóviles, Mercedes Benz abre un nuevo capítulo en la historia de las técnicas de propulsión de vehículos comerciales de carga ligera. Gracias a su sistema propulsor libre de emisiones directas, la Vito E-CELL es particularmente apropiada para utilizarse dentro de las ciudades, así como en zonas ecológicamente sensibles. La Vito E-CELL circula silenciosamente sin generar gases de escape. Sus usuarios la pueden utilizar sin restricciones en lo que respecta a espacio de carga y carga útil. La Vito E-CELL se lanzará este año en una serie pequeña de 100 vehículos cuya producción está ya en marcha. Se tiene proyectado fabricar otras 2000 unidades a partir de 2011.

Con una autonomía media de 130 km, la Vito E-CELL cumple las exigencias normales de los clientes que recorren aproximadamente 50-80 km al día y aún cuentan con una amplia reserva. Por otra parte, el espacio de carga de la furgoneta se puede aprovechar sin ningún tipo de restricciones. La Vito E-CELL se perfila con una carga útil de aproximadamente 900 kg, dependiendo del equipamiento, como una furgoneta convencional. Asimismo, gracias a una velocidad máxima de 80 km/h resulta apropiada para los trayectos interurbanos cortos, tan frecuentes en los grandes núcleos urbanos y sus entornos.


Potente electromotor y elevado par motor
Bajo el capó de la Vito E-CELL se hallan alojados, en lugar de los acostumbrados motores de cuatro y seis cilindros y sus respectivos agregados, el electromotor y sus periféricos. El motor, una máquina sincrónica en régimen permanente, alcanza una potencia constante de 60 kW y una potencia máxima de 70 kW. El par motor es de 280 Nm.

Dado que en los electromotores el par motor completo está disponible por principio desde el arranque, la Vito E-CELL es capaz de desarrollar la misma dinámica de marcha que una Vito equipada con motor diesel. La velocidad máxima de la furgoneta se limitó a 80 km/h, tomando en cuenta el tipo de uso previsto para la E-CELL y en beneficio de un alcance de las baterías lo más prolongado posible. ?

La transmisión se efectúa directamente a las ruedas delanteras mediante un reductor. Este eficiente agregado se desarrolló especialmente para la Vito E-CELL.

 

Las baterías, el electromotor, el convertidor y demás componentes eléctricos del sistema propulsor están refrigerados por agua.


Batería de ión de litio de gran capacidad
Las baterías se encuentran debajo de la superficie de carga, justo donde en la Vito suelen ir alojados el árbol de transmisión y el tanque de combustible. Los acumuladores de corriente utilizados son baterías de ión litio especialmente potentes y resistentes, con alta densidad de energía y una tensión nominal de 360 voltios. La capacidad total de las baterías es de 36 kW/h, para la operación del vehículo se dispone de 32 kW/h. Esta cuota de aproximadamente 90 por ciento representa un valor sobresaliente en comparación con otros vehículos de propulsión eléctrica.

El paquete de baterías de la Vito E-CELL se compone de 16 módulos con un total de 192 celdas. Cada una de las celdas se vigila mediante un sistema de gestión de baterías. Para evitar pérdidas de corriente innecesarias, así como peligros causados por personas ajenas al vehículo, un sistema de seguridad -el llamado Watchdog- desconecta la red de alto voltaje al aparcar la furgoneta.


La batería se recarga en seis horas
Las baterías de la Vito E-CELL se cargan a través de una red de 380/400 voltios. Los cargadores incorporados desarrollan una potencia de 6,1 kW. Dependiendo del estado del acumulador de corriente, el proceso de recarga dura un máximo de seis horas en caso de que la batería esté completamente descargada.

Además, en caso de necesidad la Vito E-CELL también se puede recargar mediante un cable adicional a través de la red de 230 voltios utilizando un enchufe convencional. Ello puede ser necesario en caso de que la furgoneta tenga que pasar la noche fuera de la estación de recarga prevista. El tiempo de recarga se duplica entonces.

La batería se recarga completamente tras un máximo de seis horas



La energía de frenado se transforma en corriente
Con objeto de proporcionar la mayor autonomía posible a la Vito E-CELL, sus baterías son alimentadas adicionalmente durante la marcha mediante la recuperación de la energía de frenado en forma de corriente eléctrica. La recuperación se verifica no sólo al pisar el pedal de freno, sino también al hacer marchar el motor en retención y también al desacelerar. Todo ello ocurre en conjunción con un nuevo sistema ESP®.


100 furgonetas Vito E-CELL en servicio en 2010
Hasta finales de 2010, Mercedes-Benz entregará las primeras 100 furgonetas Vito E-CELL a un número limitado de clientes. La mayor parte de ellos circulará por Berlín y por Stuttgart, mientras que cinco unidades operarán en España, más concretamente rn el País Vasco, la patria chica de la Vito E-CELL. Tanto los parques móviles como también los conductores son instruidos de forma intensiva en el manejo y la operación de la Vito E-CELL y se familiarizan cuidadosamente con sus particularidades. Ello incluye la elaboración de unas instrucciones de manejo propias para la furgoneta Vito E-CELL.

Una cámara de marcha atrás con monitor en el sistema COMAND de la cabina del conductor y una señal de alarma permiten al conductor reconocer a tiempo cualquier obstáculo a la hora de aparcar


Cuota de uso mensual en vez de compra
La puesta a prueba por clientes piloto de la Vito E-CELL durará cuatro años y cada vehículo recorrerá unos 80.000 km; después, las 100 furgonetas volverán a Mercedes-Benz. Por esa razón, los clientes no compran sus respectivos vehículos, sino que los alquilan pagando una cuota mensual. La cuota incluye también el servicio completo de mantenimiento y seguro de la Vito E-CELL. En el mejor de los casos, la flota de 100 Vito E-CELL recorrerá en el marco de este ensayo cerca de ocho millones de kilómetros. Al final, el desarrollo ulterior de la propulsión eléctrica en vehículos comerciales ligeros contará con una suma singularísima de experiencias.

 

 

Highslide JS Highslide JS Highslide JS Highslide JS Highslide JS

 

 

 

 


 

{jcomments on}

Conversaciones: