Híbridos y Eléctricos

PARA EL MERCADO ASIÁTICO

Tata Tigor EV: ¿el eléctrico de masas que todo el mundo estaba esperando?

Tata es uno de los mayores productores automovilísticos del mundo. Sin embargo, sus ventas se centran principalmente en Asia. El Tata Tigor EV se presenta como un eléctrico de masas.

tata-tigor-ev_portada
Presentado el Tata Tigor EV: ¿el eléctrico de masas que todo el mundo estaba esperando?

En la India viven más de 1.300 millones de personas. Un país superpoblado donde el coche eléctrico tampoco es que importe mucho porque la mayoría de la población usa vehículos alternativos para moverse. Sin embargo, es un mercado potencia muy grande, el más grande del mundo junto con China. Allí se ha presentado el Tata Tigor EV, un utilitario 100% eléctrico que podría convertirse en el coche eléctrico más vendido del mundo.

Que conste que no es el primer eléctrico que Tata pone a la venta, el primero en cumplir ese papel fue el Tata Nexon EV, un SUV. Un modelo que ha supuesto un rotundo éxito en la India. De los 8.500 eléctricos que se han vendido en el país, 6.500 corresponden al modelo de Tata, más de un 81% de cuota de mercado. También hay que indicar que no hay muchos EV a la venta en el país, y que ninguno de ellos se ofrece a semejantes precios, 1.399.000 rupias, lo que viene a ser unos 16.000 euros.

tata-tigor-ev_03

Tata Tigor EV.

Pero volviendo con el Tata Tigor EV, este emplea muchos sistemas y desarrollos que se han usado en el SUV. A la hora de crear la variante eléctrica de la berlina utilitaria, los diseñadores tan solo han tenido que aplicar ciertas modificaciones como la parrilla o diferentes detalles. En líneas generales la estética es la misma que sus modelos de combustión.

Bajo esa carrocería se instala la arquitectura Ziptron EV de Tata. Se trata de una plataforma específica para vehículos eléctricos. Esta arquitectura de última generación permite implementar nuevos estándares en cuanto a equipamiento, tecnologías, comodidad y seguridad. Aunque siempre hay que pensar en ello en los términos del mercado asiático, muy alejados de las consideraciones que tenemos en Europa.

tata-tigor-ev_interior

Puesto de conducción del Tata Tigor EV.

El corazón eléctrico que alimenta al Tata Tigor EV consta principalmente de una batería de iones de litio con 26 kWh de capacidad. Esta pila alimenta a un motor eléctrico con 55 kW de potencia, unos 74 de los viejos caballos de vapor, con un par máximo de 170 Nm. Según sus prestaciones es capaz de hacer el 0 a 60 Km/h en 5,7 segundos, aunque desconocemos cuánto tardará en llegar a los 100 o su velocidad punta, que dada la potencia no será muy alta.

Para recuperar la vida de la batería el Tigor EV ofrece una toma estándar CCS2. Con ella se puede pasar del 0 al 80% de la batería en apenas una hora. Si la recarga se realiza en una toma doméstica el tiempo de recuperación se dilata hasta las nueve horas y media para pasar del 10 al 90% de la carga. En cuanto a las autonomías, no podemos mencionar nada porque Tata no ha mencionado nada al respecto, aunque imaginamos que dado el tamaño de la pila el rango eléctrico será aproximadamente de 100 kilómetros.

tata-tigor-ev_01

Puesto de conducción del Hyundai Kona Hybrid.

En cuanto a su precio, todavía no se ha anunciado, pero sí que se ha avisado que las primeras reservas ya se pueden realizar previo pago de unos 250 euros. Si el Tata Tigor EV sigue la misma senda de éxito que su hermano SUV, no sería nada extraño pensar que en poco tiempo puede ser uno de los eléctricos más vendidos del mundo. Por supuesto Europa no va a asistir a la llegada de este tipo de modelos, pues no cumplen con los requisitos mínimos que se consideran aquí.

Conversaciones: