Híbridos y Eléctricos

BYD LIDERA EL MERCADO

Las baterías, el auténtico negocio del coche eléctrico

El fabricante chino BYD estaría interesado en ampliar su modelo de negocio hacia la fabricación de baterías para otras marcas de automóviles.

Las baterías, el auténtico negocio del coche eléctrico
Las baterías, el auténtico negocio del coche eléctrico

BYD es actualmente conocida por ser el fabricante de coches y autobuses eléctricos más importante de China, pero lo que mucha gente desconoce es que la firma se inició en la industria de las baterías. Hoy en día, según asegura un informe de Bernstein, BYD se ha convertido en el productor de baterías más importante del mundo, lo que se traduce en los costes de producción más bajos en la industria gracias al beneficio que suponen las escalas de producción. El hecho de controlar el suministro de sus propias baterías ha permitido a BYD acaparar una gran cuota del mercado chino, donde uno de cada tres automóviles eléctricos vendidos lleva su insignia.

Ahora ha llegado el momento para BYD de capitalizar toda la ventaja de la que dispone. Su modelo vertical de negocio implica que las ventas de baterías dependan linealmente del éxito de la marca BYD en los concesionarios, por lo que el éxito de la empresa apoyada por el magnate Warren Buffett depende en gran medida de un mercado altamente volátil. Esto, sumado a que los recortes a los subsidios para la compra de coches eléctricos en China han provocado una caída del 23,8% en los beneficios de los tres primeros trimestres del año, puede provocar un cambio inminente en la estrategia industrial de BYD.

En respuesta a estas dificultades y ante un contexto de alta demanda de vehículos electrificados gracias a las políticas gubernamentales, BYD planea doblar la venta de baterías para coches eléctricos ofreciéndolas al resto de constructores. Si China persiste en su afán de eliminar de una vez por todas el automóvil de combustión, por descontado que habrá demanda de sobras para las baterías de BYD. Y proveer a la mayor parte del mercado automovilístico puede ser mucho más beneficioso para la empresa china que conformarse con su parte de las ventas del sector automotriz.

Según los analistas, gran parte de los fabricantes de coches eléctricos pasan grandes dificultades para cerrar sus cuentas con ganancias. En cambio, los fabricantes de baterías disponen de un importante margen de beneficios que en la mayoría de los casos alcanza el 20%. Beneficiándose de este contexto tan favorable, BYD estaría considerando la idea de proveer con sus baterías a otros fabricantes de automóviles eléctricos y situarse así en una posición de ventaja respecto al resto de marcas del sector.

Conversaciones: