Híbridos y Eléctricos

ABANDONO DEL GASÓLEO

¿Es el fin del diésel? 9 modelos y marcas que apostarán por eliminarlo

Muchas marcas han apostado por eliminar los motores diésel de algunos de sus vehículos, mientras que otras, directamente, dejarán de producir mecánicas de este combustible.

¿Tiene el diésel los días contados?
¿Tiene el diésel los días contados?

El diésel vive días complicados. Desde el famoso 'dieselgate', el escándalo de las emisiones protagonizado por Volkswagen, su popularidad ha caído en picado hasta el punto de que personalidades del gobierno han hablado de la necesidad de eliminarlo, aunque la industria sostenga que, hasta que los eléctricos dominen y puedan eliminar las emisiones, es necesario. Pese a todo, muchas marcas y grupos apostarán en eliminar el diésel de algunos de sus modelos o de toda su oferta.

Estos son las marcas y modelos que se desharán de las motorizaciones diésel durante este año y próximamente.

Grupo FCA

Pese a que Fiat acaba de presentar el nuevo 500X, que seguirá incluyendo los motores Multijet diésel en su oferta, el Grupo FCA tiene claro que dejará en el futuro de producir motores de este carburante. De hecho, el malogrado Sergio Marchionne, ex CEO del grupo, ya adelantó que se estaban planteado eliminar las motorizaciones diésel "de cara a 2021, aunque seguiremos apoyando esta tecnología para nuestra gama de vehículos comerciales ligeros". Medios especializados han adelantado que será a partir de 2022 cuando FCA solo ofrecerá mecánicas de gasóleo en sus vehículos comerciales.

Honda CR-V

Honda a puesto a la venta la quinta generación de su famoso SUV olvidándose por completo del diésel, ofreciendo solo un motor de gasolina 1.5 VTEC Turbo con dos potencias, 173 o 193 CV. Además, en 2019 llegará una variante híbrida que apostará aún más por la reducción de las emisiones. También será la primera vez que el SUV más vendido de Honda se pueda comprar con la opción de montar siete plazas.

honda-cr-v-2019-ficha-0718-071

Kia Rio

La actual generación del Kia Rio ofrecía cuatro motores de gasolina y dos diésel. Sin embargo, actualmente, en el configurador del vehículo en su página web se puede optar por alguno de sus dos motores de gasolina, el 1.2 CVVT de 84 CV o el 1.0 T-GDi de tres cilindros con dos potencias posibles, 100 y 120 CV. 

Porsche

En Porsche se centrarán en la gasolina y los vehículos híbridos. Uno de los pocos modelos disponibles anteriormente con gasóleo era el Macan, su SUV compacto. Sin embargo, la opción diésel de este modelo habría tenido problemas en el momento de adaptarse a la WLTP y se ha decidido por eliminar el propulsor a gasóleo del catálogo. Del mismo modo, a finales del año pasado se dejó de fabricar el Panamera con motor 4.0 V8 Turbodiésel de 422 CV de potencia. Actualmente, más del 60% de las unidades del Panamera vendidas corresponden a una de sus versiones híbridas y la caída general de la demanda de su variante de gasóleo ha hecho que Porsche se decante por eliminar estas opciones de su oferta.

Seat Toledo

El Toledo no es un superventas en el catálogo de la marca de Martorell. Ha sido este mismo agosto cuando Seat ha decidido eliminar las motorizaciones diésel en el configurador del modelo. La inminente llegada de la WLTP está causando estragos en muchas marcas y algunas están optado por medidas parecidas. En España, la variante diésel era la 1.6 TDI de 115 CV, pero ahora solo se puede elegir el 1.0 TSI en niveles de potencia de 95 y 110 CV.

Skoda Fabia

Skoda actualizó el Fabia el pasado febrero y le añadió equipamientos necesarios en el mercado actual, sobre todo en el campo de la tecnología y la conectividad. En cuanto a sus motores, la firma checa decidió eliminar todas las variantes diésel. Previamente lo ofrecía con propulsores de 1.4 litros y 1.6 litros de gasóleo, y ahora ha pasado a ofrecerlo solo con dos motores de gasolina. El Fabia está disponible con un bloque MPI 1.0 de 60 o 75 CV y con un TSI 1.0 de 95 y 110 CV. El argumento en este caso es la caída de las ventas de la versión diésel del compacto checo.

koda-fabia

Toyota

La importante apuesta de Toyota por los híbridos desde hace años ha hecho que el diésel sea cada vez menos necesario para la firma japonesa. El año pasado, el 41% de las ventas de la marca fueron híbridas, frente a menos de un 10% diésel. Desde el inicio de su ofensiva por la hibridación, Toyota ha vendido más de 11 millones de vehículos híbridos en el mundo, 1,5 en Europa. Es por eso que la marca dejará poco a poco de incluir el diésel en su oferta. De hecho, el Yaris ya no se vende con opciones de gasóleo, mientras que el Verso, el Avensis o el Rav4 irán prescindiendo del gasóleo poco a poco. En modelos como el Hilux, el Proace o el Land Cruiser se mantendrán las mecánicas diésel.

Opel Corsa

El Corsa es otro modelo que dejó de ofrecerse con motorizaciones diésel. Actualmente, la firma alemana ha querido centrarse en la gasolina y el gas con su pequeño urbano. El año pasado, el comprador podía elegir entre motores de gasóleo de 75 y 95 CV, pero se quitaron de su abanico de opciones este mismo año.

Volvo

Volvo es una de las marcas que más apostará por la electrificación y por las mecánicas 100% eléctricas. Entre 2019 y 2021, la firma sueca pretende lanzar cinco eléctricos, tres para la misma marca y dos para Polestar, su división de alto rendimiento. Del mismo modo, a partir de 2019, todos los vehículos nuevos optarán desde la hibridación suave, hasta las variantes híbridas enchufables, evitando así los motores únicamente de combustión. Por toro lado, los suecos anunciaron su renuncia al diésel desde el V60, es decir, que desde el S60, ninguno de sus vehículos nuevos se propulsará con diésel.

Conversaciones: