TOYOTA AMPLIARÁ SU GAMA HÍBRIDA

El primer coche 100% eléctrico de Toyota llegará a España en 2020

Toyota ya tiene desarrollada la tecnología para su primer coche eléctrico puro, pero esperará hasta que el mercado esté preparado.

El primer coche 100% eléctrico de Toyota llegará a España en 2020.
El primer coche 100% eléctrico de Toyota llegará a España en 2020.

El presidente y consejero delegado de Toyota España, Agustín Martín, ha asegurado que el primer vehículo de propulsión 100% eléctrica de la compañía llegará al mercado español en 2020.

Martín destacó, en una entrevista concedida a Twitter España, que la empresa ya tiene desarrollada la tecnología, pero que esperará hasta que el mercado esté preparado. Además, afirmó que la firma japonesa ampliará su gama híbrida. "Cada modelo que llegue a partir del año que viene tendrá una versión híbrida", indicó.

Según el directivo, la tecnología híbrida es la que puede permitir cubrir las necesidades de un mayor abanico de clientes. También adelantó que el nuevo Auris llegará con "muchísimas mejoras" y que será el primer modelo de Toyota disponible con dos motorizaciones híbridas diferentes.

La compañía se encuentra inmersa en una transformación de su oferta de vehículos dejando de comercializar turismos diésel en España (salvo en algunos segmentos) y la introducción en el mercado de vehículos eléctricos, híbridos enchufables y de pila de combustible, como es el Mirai, que ya se vende en otros países europeos.

El Mirai llegará próximamente

Martín explicó que la firma tiene en sus planes de futuro a corto plazo comercializar el Mirai en España, pero que no hay una fecha concreta. "Estamos trabajando con entidades públicas y con entes privados para hacer posible la infraestructura (de hidrógeno) en un futuro cercano", agregó.

En los últimos cinco años, las ventas de vehículos diésel de Toyota en el mercado nacional han caído un 43%, mientras que, por el contrario, las de híbridos se han incrementado un 418% en el mismo periodo, según datos de la marca.

Por otro lado, señaló que habrá que esperar aún unos años para ver al vehículo autónomo como uno más, así como que será necesario que la normativa de tráfico y la infraestructura vial se adapten progresivamente a la llegada de esta tecnología, que se espera para la "próxima década".

Conversaciones: