Híbridos y Eléctricos

TOKIO

Toyota busca ideas para aparcar y cargar sus vehículos eléctricos

Toyota lanza en Tokio el proyecto ‘Open Road’ para analizar la viabilidad de su prototipo eléctrico urbano i-ROAD.

i-road_personalizacion_1_0

El próximo mes de julio, Toyota dará un nuevo paso hacia la consecución del pleno potencial del prototipo eléctrico i-ROAD, con el lanzamiento del proyecto ‘Open Road’ en Tokio, Japón.

Toyota ha destacado que este proyecto permitirá fomentar el uso "práctico, cómodo y apasionante" del i-ROAD por las calles de las ciudades, además de recabar ideas creativas e impresiones de empresas especializadas y de personas corrientes en dos ámbitos clave: facilitar el aparcamiento y promover la personalización.

Dos de los puntos fuertes del i-ROAD son sus dimensiones compactas y su capacidad de cargarse mediante una toma eléctrica convencional de 100 V. En colaboración con operadoras de aparcamientos y propietarios de recintos comerciales del centro de Tokio, Toyota aprovechará esos puntos fuertes buscando espacios pequeños y no utilizados, con acceso a tomas de corriente, que pudieran ser empleados para aparcar y cargar un i-ROAD.

i-road_personalizacion_3

Se recabarán impresiones para luego analizar cómo expandir la red de aparcamientos y puntos de carga. Los espacios pequeños que no se utilizan actualmente podrían ser perfectos para aparcar y recargar la batería del i-ROAD.

Por otro lado, la intención de Toyota es convertir el i-ROAD en una propuesta de movilidad personal totalmente exclusiva, promoviendo el uso de componentes personalizados. Los participantes en el proyecto podrán expresarse mediante la impresión tridimensional de piezas de la carrocería, con colores y diseños de su elección.

i-road_personalizacion_2

Así, se podrán imprimir piezas personalizadas, incluidos paneles curvados, y colocarlas en el i-ROAD. Toyota proporcionará diez i-ROAD a  100 participantes —desde personas corrientes hasta expertos y líderes de tendencia—, aproximadamente un mes a cada uno. En total, el proyecto se desarrollará durante cerca de un año.

Los colaboradores del proyecto ofrecerán sus impresiones para ayudar a Toyota a mejorar la funcionalidad y usabilidad del i-ROAD, así como opiniones sobre cómo se podría modificar el vehículo o cómo hacer más viable la producción.

i-road_personalizacion_4

Gracias a esas pruebas con usuarios, Toyota espera poder estudiar las mejores formas de desarrollar productos y servicios que aprovechen los puntos fuertes del i-ROAD y abran un nuevo campo de interesantes posibilidades para la movilidad. En lugar de limitar la participación a colaboradores preseleccionados, se fomentará activamente la incorporación al proyecto y la adición de nuevos posibles productos y servicios, con vistas a potenciar el atractivo del i-ROAD.

Conversaciones: