Híbridos y Eléctricos

TECNOLOGÍA PARA LA MOVILIDAD ELÉCTRICA

Audi 'e-performance', sistema modular para baterías de vehículos híbridos y eléctricos

Audi ha desarrollado un sistema modular para las baterías que permite reducir o aumentar capacidad, dimensión y peso según las necesidades del automóvil en el que se vaya a instalar.
Audi 'e-performance', sistema modular para baterias de vehículos híbridos y eléctricos

El fabricante de automóviles Audi, ha concluido después de tres años de trabajo el proyecto de investigación "e-performance" (rendimiento eléctrico), desarrollando una plataforma modular para vehículos eléctricos.

El proyecto, subvencionado con 23 millones de euros por el ministerio de Educación e Investigación de Alemania (BMBF), ha contado con un presupuesto total de 36 millones de euros.

Audi ha colaborado estrechamente con Bosch y con varios institutos en la RWTH Aachen University, con el objetivo de desarrollar una arquitectura para automóviles propulsados por electricidad que pudiera ser modulable en diferentes formatos, es decir, una plataforma tecnológica flexible que también incluyera la solución de los híbridos enchufables.

Esta arquitectura debería, por tanto, ser adecuada para el uso en cualquier tipo de vehículo, desde un deportivo a una berlina, pasando por un coche urbano. Una de ellas es la plataforma deportiva "e Sport", que se presenta en el prototipo de investigación F12, basado en la carrocería del Audi R8.

El proyecto "e performance" se dividió en una docena de paquetes de trabajo, desde los sistemas de almacenamiento de energía hasta el concepto de control, pasando por el control de estabilidad dinámica. En las fases iniciales los participantes trabajaron principalmente con avanzadas herramientas de simulación, después construyeron submódulos y finalmente un coche conducible, el F12.

Este vehículo deportivo tenía un aspecto similar en su exterior al del Audi R8 de producción, pero es un automóvil propulsado por energía 100% eléctrica. El F12 representa al modelo "e Sport" dentro de la plataforma de sistema modular.

De hecho, gracias a su ligera carrocería de aluminio en construcción ASF el peso del F12 se queda en apenas 1.650 kg, y puede presumir de unas prestaciones deportivas: menos de 7 segundos para acelerar de 0 a 100 km/h, y una velocidad máxima limitada electrónicamente a 180 km/h, con una autonomía de unos 200 km.

El Ministerio de Educación e Investigación de Alemania quiere continuar apoyando el desarrollo de nuevos conceptos de automóviles, principalmente en las áreas de la batería, los sistemas electrónicos de alto rendimiento y la gestión global de la energía.

 

 

Conversaciones: