Híbridos y Eléctricos

A PARTIR DE 2023

Este es el motor de los coches eléctricos de Hyundai que incluye la transmisión y la electrónica de potencia

Los coches eléctricos del segmento A que el Grupo Hyundai Motors lanzará a partir de 2023 estarán propulsados por el iDM146 de BorgWarner que incluye el motor eléctrico, la transmisión y el inversor dentro de una misma carcasa.

motor eléctrico iDM146 de BorgWarner Hyundai-Kia
El nuevo motor eléctrico iDM146 de BorgWarner se instalará en los coches eléctricos del segmento A del Grupo Hyundai Motors.

El módulo de conducción integrado iDM146 presentado por BorgWarner será el encargado de propulsar los coches eléctricos del segmento A que comercializará el Grupo Hyundai. Por lo tanto se podrá encontrar tanto en los que se comercialicen por Hyundai bajo la marca IONIQ como en los que se vendan bajo el anagrama de Kia (el grupo también incluye la marca Genesis). En el interior de la misma caja se integran tanto el motor eléctrico como la transmisión y la electrónica de potencia. La producción de estos motores arrancará a mediados de 2023.

El iDM146 funciona a un voltaje de 400 voltios y es capaz de desarrollar una potencia máxima de 135 kW (181 CV). Gracias a “una tecnología de transmisión avanzada” ofrecerá un funcionamiento suave y silencioso, asegura BorgWarner. Es el primer producto de la marca desarrollado a partir de elementos procedentes de la propia BorgWarner y de Delphi Technologies, adquirida el año pasado por casi 3.000 millones de euros. Está destinado a cubrir las necesidades de propulsión de los coches eléctricos del segmento A que el Grupo Hyundai lanzará a partir de 2023.

BorgWarner asegura haber reducido de manera sensible el espacio necesario para la instalación del sistema. Ha incluido en una misma carcasa tanto el motor eléctrico, que tiene un estátor de 146 mm de diámetro exterior (de ahí su nombre) y devanados de horquilla, la caja de engranajes de la transmisión y el inversor de silicio. El diseño de este inversor es modular y escalable, de manera que puede adaptarse fácilmente a los requisitos de cada cliente y de cada vehículo.

Stefan Demmerle, presidente y gerente general de BorgWarner, ha indicado su satisfacción por trabajar con Hyundai Group en este primer proyecto de electrificación, tras casi dos décadas de colaboración en el desarrollo de sus motores de combustión: “Estoy especialmente entusiasmado con el hecho de que este es el primer producto iDM que combina las carteras de BorgWarner y las tecnologías heredadas de Delphi después de la adquisición, obteniendo los beneficios de las dos organizaciones”.

Los vehículos eléctricos se convertirán en un negocio fundamental para BorgWarner por lo que ha buscado apuntalar su posición en la electrificación a través de varias adquisiciones recientes, en particular la de Delphi Technologies el año pasado, mediante un acuerdo que alcanzó los 3.000 millones de euros. Si la empresa británica le sirve para aumentar sus conocimientos y experiencia en la electrónica de potencia, la adquisición del fabricante de baterías alemán Akasol, en febrero de este año, le permite cerrar el círculo para poder ofrecer sistema eléctricos completos a la industria automotriz y expandir significativamente sus capacidades de electrificación de vehículos comerciales.

Conversaciones: