Imprimir

Volvo aumenta la autonomía y la velocidad en modo eléctrico de sus autobuses híbridos

Diego Gutiérrez | 17 de abril de 2020

Los autobuses híbridos de Volvo aumentan su autonomía en modo eléctrico
Los autobuses híbridos de Volvo aumentan su autonomía en modo eléctrico

Volvo ha actualizado sus autobuses híbridos Volvo S-Charge para mejorar sus prestaciones en modo eléctrico: ahora pueden circular mayores distancias sin emisiones, a velocidades más altas, y con un sistema automatizado por geolocalización.

La gama de autobuses híbridos de Volvo se actualiza y lo hace para mejorar sus prestaciones eléctricas y seguir reduciendo sus emisiones contaminantes. Los Volvo 'S-Charge' híbridos han recibido una actualización con la que podrán recorrer mayores distancias en modo eléctrico y a velocidades más altas, y se han puesto al día acon nueva tecnología.

En estos nuevos Volvo S-Charge, la propulsión eléctrica se puede utilizar a velocidades de hasta 50 km/h, un notable incremento en comparación con los 20 km/h anteriores. Dependiendo del clima y la topografía, el Volvo S-Charge puede funcionar en modo completamente eléctrico hasta 1 km ininterrumpidamente.

Si bien la cifra anterior puede no parecer elevada, Volvo asegura que los nuevos S-Charge híbridos reducen la huella de carbono en hasta en un 40% en comparación con autobuses diésel equivalentes. También puede alimentarse con biocombustible, reduciendo aún más las emisiones netas de CO2.

La idea de un autobús híbrido es que el motor eléctrico apoye al de combustión en los momentos de menor eficiencia energética (las arrancadas) y permita además circular sin emisiones en las frenadas, por ejemplo al llegar y al salir de la parada de bus. Esto permite zonas con menos emisiones de gases y menores niveles de ruido.

Volvo-S-Charge-2020-autobuses-hibridos

Los autobuses híbridos de Volvo pueden circular más distancia y a más velocidad en modo eléctrico.

La actualización también incluye más tecnología en materia de conectividad y un sistema de 'geo-fencing' llamado Volvo Zone Management, que permite programar el autobús para que cambie automáticamente a propulsión eléctrica dentro de unas áreas seleccionadas y tenga su velocidad regulada sin intervención del conductor. También es posible definir zonas para garantizar un funcionamiento prioritario en modo eléctrico, libre de emisiones, en una zona con restricción de emisiones.

Una ventaja añadida de estos modelos es que se pueden implementar en cualquier ruta, ya que no se necesitan infraestructura de carga: para recargarlos no es necesario enchufarlos, sino que su batería se recarga gracias a la energía que se recupera en las frenadas.

La gama de modelos S-Charge de Volvo comprende tres modelos distintos: una configuración convencional de 12 metros, el Volvo 7900 S-Charge; un autobús articulado, el Volvo 7900 S-Charge Articulado; y un chasis desnudo, el Volvo B5L S-Charge, que puede servir para autobuses de una o dos plantas.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/actualidad/autobuses-hibridos-volvo-aumentan-autonomia-modo-electrico/20200416191149034498.html


© 2020 Híbridos y Eléctricos

 ® Híbridos y Eléctricos | Editado por Tecnofisis Global, S.L.