VIAJES BAJO DEMANDA SIN CONDUCTOR

Aptiv despliega una flota de 30 taxis autónomos en Las Vegas

Aptiv ha anunciado que hoy lanzará una treintena de taxis que darán servicio de viajes bajo demanda para la plataforma Lyft en Las Vegas en modo completamente autónomo.

Aptiv despliega una flota de 30 taxis autónomos en Las Vegas.
Aptiv despliega una flota de 30 taxis autónomos en Las Vegas.

Después de poner a disposición del público asistente al CES 2018 más de 400 unidades de sus coches autónomos, los cuales recibieron una valoración de 4,99 sobre 5 estrellas por parte de los viajeros, Aptiv acaba de anunciar que desde hoy tendrá 30 nuevos coches autónomos en las calles de Las Vegas. La alianza Lyft y Aptiv ha anunciado que la treintena de taxis darán servicio bajo su plataforma en ‘La Ciudad del Pecado’ haciendo viajes desde “lugares de alta demanda” en modo completamente autónomo.

"Con la tecnología de conducción autónoma de Aptiv, desplegada en Las Vegas y accesible a través de la aplicación Lyft, una amplia gama de consumidores podrá vivir la experiencia de viajar en un vehículo autónomo en un entorno urbano complejo", dijo Kevin Clark, presidente y director ejecutivo de Aptiv. "Más importante aún, el conocimiento y los datos resultantes nos permitirán refinar aún más nuestras capacidades de conducción autónoma".

Para supervisar y controlar el buen funcionamiento del servicio que están a punto de desplegar Lyft y Aptiv en Las Vegas, Nevada, las compañías han anunciado que –por el momento– sus coches seguirán teniendo un conductor responsable del vehículo tras el volante, quien ante una situación de peligro podría tomar el control del vehículo. Aún así, el objetivo de Aptiv es que los vehículos circulen siempre en modo completamente autónomo, lo que les permitirá recabar información muy importante para mejorar el servicio tanto a nivel de seguridad como de calidad de la experiencia.

La conducción autónoma y los servicios de ‘robo-taxi’ que llegarán eminentemente a las economías más desarrolladas en los próximos años podría no estar pasando por su mejor momento, después de que el pasado mes de marzo un coche sin conductor de Uber atropellase mortalmente un viandante que trataba de cruzar la vía mientras empujaba su bicicleta en Tempe, Arizona. En cambio, en el estado de California ya se permite –desde el mes de abril– la circulación de coches autónomos sin conductor de supervisión en la cabina, sino a través de un sistema de monitoreo remoto, lo cual agilizará en gran medida el despliegue de esta tecnología y abaratará los costes de desarrollo.

Conversaciones: