PROGRAMA 2019 PARA EL VOLKSWAGEN ID.R

Volkswagen Motorsport sigue dando pasos hacia el coche eléctrico

Además de continuar su presencia en la Fórmula E y redoblarla en 2019/2020, el Grupo Volkswagen dará continuidad al proyecto ID.R, desarrollando el prototipo que batió récords en la Pikes Peak de 2018.

El Volkswagen ID.R, un bólido eléctrico de 500 kW de potencia.
El Volkswagen ID.R, un bólido eléctrico de 500 kW de potencia.

Volkswagen Motorsport empieza a dar pinceladas a su programa para 2019, que de nuevo tendrá un toque eléctrico como otros programas deportivos englobados dentro del Grupo Volkswagen como Audi o Porsche. En estos momentos se está trabajando para tener un programa deportivo con el que desarrollar el ID.R, el prototipo eléctrico que ya triunfó en la edición de 2018 de Pikes Peak, consiguiendo no solo la victoria sino el récord absoluto, además del de vehículos eléctricos.

El interés del Grupo Volkswagen por competiciones eléctricas es bien conocido, sabiendo que desde los inicios de la Fórmula E Audi Sport ha estado involucrada. No solo continúa Audi ahora que llega la segunda generación de monoplazas de Fórmula E, sino que en la temporada 2019/2020 se unirá Porsche. La presencia de dos marcas del grupo en la Fórmula E, tal como ya estuvieron en el Mundial de Resistencia, muestra que es un lugar idóneo para que las marcas trabajen y desarrollen su tecnología de movilidad eléctrica con una inversión razonable.

Los avances realizados en el proyecto ID.R podrían ser beneficiosos tanto para Audi como para Porsche, pues tanto en materia de fabricación de sistemas eléctricos como de software de gestión de potencia existe margen aún por explotar. Este software se aplica al motor eléctrico desde el inversor, pieza fundamental para el sistema eléctrico situado entre el motor y las baterías. En la Fórmula E la gran batalla del desarrollo entre los fabricantes involucrados se encuentra en estos elementos con el fin de obtener la ventaja que se traduzca en décimas de segundo por vuelta vitales.

Los avances en el ID.R pueden servir de utilidad para los planes eléctricos del Grupo Volkswagen.

Los avances en el ID.R pueden servir de utilidad para los planes eléctricos del Grupo Volkswagen.

Las prestaciones de este prototipo son asombrosas cuanto menos: dos motores eléctricos son capaces de generar 680 caballos de potencia, mucho mayor que la que llevan en cada carrera los monoplazas de Fórmula E: 500kW frente a los 250kW de los coches de Fórmula E en clasificación. El ID.R es además un anticipo de la gama de modelos eléctricos Volkswagen ID, los cuales están programados para llegar al mercado de coches de serie en 2020.

El Volkswagen ID.R fue desarrollado para la mítica subida norteamericana y, con el francés Romain Dumas al volante, consiguió batir una marca que había poseído desde 2013 el nueve veces campeón mundial de rallyes Sébastien Loeb. El récord de Dumas fue de 7:57.148, superando a Loeb (que llevaba el Peugeot 208 T16 Pikes Peak con motor de combustión) por 16 segundos. Por otro lado, antes de la llegada del ID.R el récord para coches eléctricos en Pikes Peak estaba en 8:57.118, siendo el ID.R casi un minuto más veloz.

A finales de 2018 se anunció su retirada del Mundial de Rallycross en unas circunstancias dudosas acerca del paso a motores eléctricos y de la retirada de otros rivales como Peugeot y Ford (además de Audi, que apoyaba al equipo EKS RX). Se espera que este paso del WRX a motores eléctricos tenga lugar en 2021 con motores y chasis únicos para todos los participantes. Ahora bien, el director de Volkswagen Motorsport Sven Smeets ha asegurado en declaraciones al medio Motorsport.com que estarían dispuestos a regresar si la situación con respecto al EWRX queda aclarada, además de la presencia de otros fabricantes.

Conversaciones: