Híbridos y Eléctricos

GIGA SHANGHÁI

Tesla va camino de tener la mayor fábrica de coches del mundo (sean eléctricos o no)

La producción de coches eléctricos en la Gigafactoría china de Tesla va viento en popa. La marca ha anunciado que el pasado noviembre produjeron más de 100.000 coches, un récord para la fábrica.

Tesla_Quicksilver_2
Tesla Model Y en el nuevo color 'Quicksilver'

La Gigafactoría de Tesla en Shanghái (China) ha batido el pasado noviembre todos sus récords anteriores. Tesla ha anunciado que fabricó más de 100.000 coches el pasado mes de noviembre en su factoría china, lo que supone un 40% más que el mes anterior.

La Giga Berlín europea le sigue dando algunos dolores de cabeza a Tesla y la Giga Texas está todavía calentando motores, lejos de su capacidad de producción máxima. Pero la Gigafactoría de China es la gallina de los huevos de oro para Tesla. La fábrica de Shanghái se construyó en tiempo récord, aceleró rápidamente su ritmo de producción y parece no levantar el acelerador.

El pasado mes de noviembre Tesla entregó 100.291 vehículos eléctricos fabricados en China, la mayor cifra de ventas mensuales desde que su fábrica de Shanghái abriese sus puertas a finales de 2020. Esta cifra supone un aumento del 40% respecto a octubre y un 89,7% más que en noviembre del año pasado.

Con tal capacidad de producción, la Gigafactoría de Tesla en Shanghái va camino de convertirse en una de las mayores fábricas de coches del mundo, pudiendo incluso convertirse en la mayor de todas. Teniendo en cuenta el hito conseguido en noviembre, la fábrica china pronto podría superar las 1,2 millones de unidades anuales. Esto la convertiría en la segunda mayor fábrica de automóviles del mundo, sólo por detrás del complejo de Hyundai en Ulsan (Corea del Sur), que fabrica alrededor de 1,5 millones de vehículos cada año. 

Sin embargo, no todo podía ser positivo. Según Bloomberg, Tesla planea reducir en diciembre un 20% la producción del Model Y en la planta de Shanghái en comparación con las cifras del pasado noviembre, según fuentes cercanas a la compañía. De momento se desconocen los motivos por los que Tesla habría decidido este recorte. La compañía tampoco ha hecho declaraciones al respecto.

No obstante, hay indicios para saber las razones de ese recorte. El pasado mes de octubre, Tesla aumentó su stock en Shanghái al ritmo más rápido de su historia, según datos del China Merchants Bank International (CBMI). La demanda se ha frenado y Elon Musk, presidente de la compañía, dijo ese mismo mes que China se encuentra en una «especie de recesión». Pese a ello, las ventas de Tesla en China (su mayor mercado a nivel global) casi se duplicaron en noviembre con respecto el año anterior, en parte propiciado por la reducción de precios que hizo Tesla en el Model 3 y en el Model Y.

Conversaciones: