Híbridos y Eléctricos

1.000 PUNTOS EN 2025

Ionity cumple cinco años: estas son sus cifras clave y la perspectiva de futuro

Hace ya un lustro que el mercado europeo asistió al lanzamiento de una de las redes de carga pública más grandes del continente. Ionity celebra un cumpleaños muy especial con toda la atención puesta en el futuro.

Ionity-Carga-Eléctrico
La red de carga Ionity cumple cinco años de vida con la mirada puesta en el futuro

Si echamos la vista atrás, vemos como muchas cosas han cambiado en los últimos cinco años. La industria del automóvil ha visto como sus cimientos se tambaleaban ante el surgir de la movilidad eléctrica. Un nuevo horizonte de cero emisiones pesa sobre la Unión Europea, y si es importante aumentar la oferta, no menos importante resulta garantizar la recarga. Ionity surgió hace ya cinco años como la asociación de varios fabricantes para implementar una red de carga pública que hoy se sitúa como una de las más usadas entre los conductores europeos.

Los primeros integrantes de la compañía fueron: Grupo BMW (MINI y BMW), Grupo Daimler con Mercedes a la cabeza, Grupo Hyundai (Hyundai y KIA), Ford, Audi y Porsche. Con el paso de los años más participantes se han sumado a la fiesta, grupos de inversión como BlackRock Power o Global Renewable han querido ser partícipes de un negocio que en los próximos años crecerá exponencialmente, aunque la competencia aprieta cada vez más, sobre todo Tesla.

Los americanos, tras la liberalización de los puntos de carga, se han convertido en la mayor infraestructura de carga pública en Europa, pero Ionity quiere acabar con esa condición pronto. Actualmente Ionity tiene instaladas 430 estaciones de carga, con otras 56 en proceso de construcción o apertura. Eso son 1.900 puntos de carga en 24 países de toda Europa, incluida España, donde empezaron con apenas cuatro estaciones ubicadas en las localidades de Ariza (Zaragoza), Pallejá (Barcelona), Puerto Lumbreras (Murcia) y Villasana (Lérida).

Previsiones-Venta-Eléctricos-Europa
Se estima que en 2030 el 80% de las ventas en Europa sean 100% eléctricas

Otras cifras que demuestran la buena salud de la red Ionity es que durante estos cinco años se han realizado seis millones de sesiones de carga por casi un millón de usuarios. Con semejante volumen se han recorrido más de 850 millones de kilómetros libres de emisiones, lo que supone unos 1.100 viajes de ida y vuelta a la luna. Cabe recordar que Ionity sólo emplea electricidad producida limpiamente: eólica, hidroeléctrica, solar y de biomasa. Lo suficiente para permitir potencias de carga de hasta 350 kW.

Hay que reconocer que la red de Ionity no es la más económica del mercado. Con un precio por kilovatio de 0,79 euros, otros rivales superan la oferta de la compañía, aunque durante todos estos años su fiabilidad se ha situado como una de las mejores de la industria. A pesar de los altos precios, hay que reconocer que no se han alterado con las recientes variaciones del precio de la energía. Para paliar un poco el coste Ionity ofrece una cuota mensual fija de 17.99 euros que supone reducir el precio por kW hasta los 0,35 euros.

De cara al futuro, Ionity seguirá ampliando su red de carga. Los planes de la compañía indican que en 2025 dispondrán de 1.000 estaciones de carga repartidas por Europa, lo que supone un total aproximado de 7.000 puntos, un 360% más que las cifras mostradas a finales del año pasado. Se abrirán nuevos ejes de tráfico principales, y en muchos de los nuevos centros se instalarán entre 6 y 12 conexiones para garantizar las cargas rápidas incluso en los momentos de mayor demanda.

Conversaciones: