Híbridos y Eléctricos

PLANTA PILOTO

Honda le pone fecha a sus coches y motos eléctricas alimentados por baterías de electrolito sólido

Más allá de los proyectos de colaboración de Honda con Sony y General Motors, el fabricante japonés apuesta firmemente por las baterías de electrolito sólido, a las que ya ha puesto fecha.

Honda baterias electrolito solido general motors sony-portada
Las baterías con electrolito sólido serán la base de los coches eléctricos desarrollados por Honda junta a sus dos socios: General Motors y Sony.

Honda ha anunciado diferentes asociaciones con otros fabricantes para desarrollar los coches eléctricos que formarán parte de su catálogo en los próximos años. General Motors y Sony son sus principales socios. Con el primero creará vehículos eléctricos asequibles dirigidos a los segmentos comerciales más populares del mundo que verán la luz en el año 2027. Con el segundo, el primer modelo se materializará en 2026. Esta intensa actividad vendrá acompañada de una importante inversión en baterías de electrolito sólido, una tecnología que, para el fabricante japonés será la que domine el mercado a finales de esta década.

Honda planea invertir 43.000 millones de yenes (casi 300 millones de euros al tipo de cambio actual) para construir una línea piloto de producción de baterías de estado sólido en Sakura, una ciudad en la prefectura japonesa de Tochigi. Su apertura está programada para la primavera de 2024, según la información publicada de Ars Technica, que se basa en los comentarios realizados por dos de sus ejecutivos durante una mesa redonda en la sede de Honda en Tokio.

Shinji Aoyama, el máximo responsable mundial del programa de electrificación de Honda, prevé que el fabricante de automóviles dispondrá las primeras baterías de estado sólido en sus coches eléctricos para finales de esta la década, probablemente en 2028 o 2029. El objetivo que trata de lograr con esta tecnología, que también persiguen otros fabricantes de automóviles y baterías, es ofrecer una mayor autonomía combinada con tiempos de recarga más cortos. Asimismo también aumenta la seguridad, ya que se reduce la probabilidad de incendio. Además sus costes de producción, más reducidos, implicarían una disminución del precio de venta de los coches eléctricos.

Honda baterias electrolito solido general motors sony-interior1
El Honda Prologue de 2024, será el primer coche eléctrico de Honda.

Según Toshihiro Mibe, el CEO de Honda, por ahora no han tomado la decisión sobre que vehículo será el primero en implementar baterías de estado sólido. Además añadió que no es una tecnología exclusiva de los automóviles sino que también se montará en sus motocicletas eléctricas. Honda ha anunciado su intención de lanzar 10 nuevas motocicletas eléctricas a nivel mundial para 2025. En 2021 se unió a una coalición de fabricantes japoneses de motocicletas (junto a Yamaha, Kawasaki y Suzuki) para desarrollar el estándar de intercambio de baterías para bicicletas.

Antes de que las baterías de estado sólido puedan instalarse en cualquiera de los vehículos eléctricos de Honda, sus investigadores deben resolver el problema de la longevidad. El fabricante de automóviles ha comprobado como sus celdas sólidas experimentales son particularmente susceptibles a las dendritas que se forman cuando el litio viaja de un electrodo a otro. Estas agujas de material que se forman con el tiempo y pueden causar cortocircuitos durante la carga y destruir la batería.

Teóricamente, la solución de Honda para este inconveniente es agregar capas de tela que se intercalan en el electrolito sólido para evitar que se formen dendritas sin sacrificar el rendimiento de la batería. Los materiales se combinan con una prensa de rodillos que también permite capas más delgadas, según afirma Honda. Este proceso debe probarse previamente a que se ponga en marcha la línea de producción piloto en 2024. Si tiene éxito, se ampliará a otras instalaciones, incluida la planta de baterías de Ohio planificada por Honda. 

Otros fabricantes de automóviles están desarrollando esta tecnología bien con la colaboración de empresas externas, como BMW o Ford, bien de manera interna como Honda. Nissan también considera que las baterías de estado sólido son la clave para hacer viables vehículos eléctricos más pesados como los SUV y las camionetas eléctricas y está trabajando en la patente de sus propias celdas de estado sólido.

Ultium batteries
El Honda Prologue de 2024, será el primer coche eléctrico de Honda.

Si bien Honda mantiene la investigación internamente, también planea lanzar una serie de vehículos eléctricos desarrollados con sus socios. El primero será el Honda Prologue, un SUV que llegará en 2024 y que utilizará la tecnología de la plataforma Ultium de General Motors. Con el grupo estadounidense también desarrollará una arquitectura compartida que sustentara, potencialmente, millones de vehículos eléctricos asequibles que llegarán en 2026. Tendrán un formato de celda más pequeño que el que se usa en el Prologue, el Acura ZDX, el Hummer EV o el Cadillac Lyriq. Por otro lado, Honda aún no ha detallado qué tecnologías compartirá con la empresa conjunta creada con Sony y anunciada a principios de este año.

Conversaciones: