Híbridos y Eléctricos

4.000 UNIDADES "PERDIDAS"

La Gigafactoría de Tesla en China cierra dos días para frenar el avance del Covid

La planta más importante de Tesla en el extranjero sufrirá un parón de 48 horas ante la nueva oleada de contagios de covid-19 en China.

linea-produccion-tesla_02
La Gigafactoría de Tesla en China cierra dos días para frenar el avance del COVID

China está sufriendo una nueva oleada de contagios por coronavirus. A pesar de las exigentes y milimétricas medidas de seguridad adoptadas por todo el país en los últimos dos años, el horizonte de cero contagios no ha podido mantenerse a salvo. La industria ya está sufriendo los primeros reveses. La Gigafactoría de Tesla en Shanghái se ha visto obligada a paralizar la actividad durante dos días para frenar el avance de los contagios. Tal medida afectará a la producción y a los plazos de entrega.

Desde su construcción, la planta china de Tesla se ha convertido en la piedra angular de la compañía en los mercados extranjeros. Con una producción que dentro de poco alcanzará su tope, ya hay planes en firme para expandir las operaciones. A finales del año pasado los de Austin anunciaron una inversión de más de 166 millones de euros para ampliar la capacidad productiva de la fábrica más importante de la compañía. El objetivo es superar el millón de unidades producidas en un año.

Tal y como informa Reuters, la actividad de la esencial planta se ha paralizado durante dos jornadas enteras, por el momento. El Gobierno chino ha establecido nuevas medidas de control, más exigentes, que tratarán de frenar el avance del último brote en el país. El anuncio ha cogido por sorpresa a todo el mundo, incluidos a los empleados, que ayer a última hora fueron avisados que la producción se iba a detener durante la jornada de hoy y la de mañana.

gigafactoria-tesla-shanghai
Gigafactoría de Tesla en Shanghái

Aunque solo sean 48 horas de parón, la fábrica de Tesla trabaja las 24 horas del día, produciendo más 2.000 coches por día. Eso son más de 4.000 coches que no se van a fabricar, si finalmente el parón es de solo dos días. En China hay mucho miedo ante un nuevo repunte en el número de casos y fallecimientos, y tampoco sería extraño que en las próximas semanas se realicen controles más exhaustivos que supongan más parones y cierres.

Todo ello llega en un momento muy delicado para la compañía americana. En la última semana, Tesla se ha visto obligada a subir el precio de sus modelos de acceso. El Tesla Model 3 y el Tesla Model Y acumulan dos subidas de precio seguidas, con plazos de entrega ampliados ante la falta de componentes esenciales para la producción como el níquel. Este parón no llega en la mejor de las situaciones, aunque es más que probable que cuando se retomen las operaciones la planta pueda recuperar el terreno perdido aligerando los tiempos de procesamiento.

Cabe recordar que la Gigafactoría de Shanghái no solo alimenta al mercado local, la producción del Model Y se deriva a Europa a la espera del inicio oficial de las operaciones en la Gigafactoría de Berlín, la cual ya ha recibido el visto bueno por parte de las autoridades. Solo en el mes de febrero, 33.315 unidades producidas en la planta china se destinaron a exportación. Tesla ha rechazado hacer comentarios al respecto, acatando las medidas locales a la espera de una rápida resolución.

Conversaciones: