Híbridos y Eléctricos

DESARROLLO PARA PRODUCCIÓN

Tazzari EV adquiere Italian Volt para revivir la Lacama, “la primera motocicleta eléctrica personalizada”

El grupo italiano Tazzari podría revivir uno de los proyectos más ambiciosos del fabricante italiano de motocicletas eléctricas Italian Volt: Lacama es, según sus creadores, “la primera motocicleta eléctrica personalizada”.

Italian Volt Lacama
Prototipo de la Italian Volt Lacama.

Tazzari EV ha anunciado que ha adquirido el fabricante de motocicletas eléctricas Italian Volt para revivir su proyecto estrella, la Lacama (la camaleónica), una motocicleta eléctrica personalizable que se mantenía como prototipo de desarrollo desde 2017, cuando fue presentada. Italia y su Motor Valley son reconocidos en el mundo como la cuna del diseño y la creatividad, un concepto que ahora también puede aplicarse a las motocicletas eléctricas. Con el anuncio de la unión de dos empresas estrechamente relacionadas con el diseño de vehículos eléctricos urbanos es de esperar que tanto la Lacama como otros proyectos futuros puedan llegar a los principales mercados mundiales.

Tazzari GL Imola SPA (más conocido como Tazzari EV) es un fabricante de microcoches italiano que está detrás de vehículos como el Tazzari Zero, un automóvil eléctrico urbano que está disponible en múltiples mercados en todo el mundo, o el famoso Microlino, un proyecto que ha apoyado desde su nacimiento. Tazzari EV tiene una dilatada experiencia de más de 15 años en el desarrollo de vehículos eléctricos. Con la adquisición de la italiana Volt, la empresa busca ser pionera tanto en el sector del automóvil eléctrico como en el de las motocicletas. Con esta compra, el grupo italiano trata de expandir su mercado hacia el sector de las dos ruedas a nivel mundial.

Italian Volt se ha especializado en el diseño y desarrollo de motocicletas eléctricas de diseño innovador del que es el principal estandarte un concepto que fue presentado en 2017, la Italian Volt Lacama, que presumía de unas elevadas prestaciones y múltiples posibilidades de configuración para particularizar en ella los gustos de cada cliente.

Esta unión podría dar unos resultados a priori muy interesantes. Uno de ellos es precisamente revivir esta motocicleta, que Volt no ha podido llevar todavía a producción. La Lacama (abreviado de “La Camaleontica”) se caracteriza por su personalización, hasta el punto de que el fabricante italiano presumía de ofrecer la primera motocicleta eléctrica personalizada

render Italian Volt Lacama

Con la adquisición de Italian Volt, Tazzari revivirá el proyecto de “La Camaleónica”.

Por el momento, Tazzari EV ha transferido todos los activos corporativos de Italian Volt a su fábrica de Imola, donde actualmente se produce el Tazzari Zero. “Gracias a esta adquisición, Tazzari Group atraerá al Motor Valley italiano nuevos productos con alto contenido tecnológico y cero emisiones”, ha declarado Erik Tazzari, fundador de Tazzari EV a la web especializada The Pack.

Ubicado en el corazón de la región de Emilia-Romagna en el centro-norte de Italia, “el Valle del Motor italiano” se conoce como el lugar donde nació la velocidad. Se reparte entre tres ciudades de Bolonia, Módena y Maranello y es el lugar de nacimiento de algunos de los coches deportivos más venerados y famosos del mundo.

Con Tazzari EV al timón, Erik Tazzari ha declarado que entre sus objetivos está llevar el proyecto Lacama a la etapa final de desarrollo, industrialización y producción, de manera que, al igual que ocurre con el Tazzari Zero, la motocicleta podría estar disponible en la mayoría de los mercados del mundo.

Conversaciones: