Híbridos y Eléctricos

PARA LA NUEVA FÁBRICA DE BLYTH

Britishvolt encarga a Manz la maquinaria para la ampliación de su fábrica de baterías

Britishvolt ha hecho un importante pedido de maquinaria industrial a Manz con motivo de la próxima apertura de su nueva fábrica de baterías situada en Blyth, al norte de Inglaterra. En total supone más de 70 millones de euros.

Britishvolt ejecuta un pedido de maquinaria industrial a Manz por valor de 70 millones de euros
Britishvolt ejecuta un pedido de maquinaria industrial a Manz por valor de 70 millones de euros

Britishvolt es una de las empresas fabricantes de baterías más importantes y con mayor calado a nivel internacional. En los últimos meses han anunciado la ampliación de su factoría ubicada en la región de Northumberland, al norte de Inglaterra; y como suministrador principal de su maquinaria de construcción han confiado en la firma de ingeniería alemana Manz, la cual ya ha recibido un importante pedido de maquinaria industrial por parte de los ingleses. Los planes de Britishvolt pasan por levantar una fábrica con una capacidad de volumen inicial de 4 GWh anual

Los primeros avances de construcción de esta nueva fábrica se dieron comienzo el pasado mes de septiembre sobre suelo de la ciudad de Blyth. En ese mismo mes, Britishvolt ya inició las conversaciones para el suministro de la maquinaria de Manz, aunque no ha sido hasta estos últimos días cuando se ha hecho oficial tal pedido que, según informan desde la empresa de ingeniería alemana, asciende hasta los 70 millones de euros para esta primera expansión, ya que prevén que en los años venideros será necesaria una ampliación de la fábrica, principalmente debido a la creciente demanda de coches eléctricos.

Según especifican desde Manz, esta nueva fábrica tendrá una serie de características especiales como un “concepto novedoso y con visión de futuro”, algo que le permitirá un alto grado de flexibilidad y una adaptación a los próximos requisitos que demande el mercado por propio formato y geometrías de las celdas de las baterías. La primera entrega de este pedido inicial de maquinaria industrial se prevé que llegue a manos de Britishvolt para mediados del año 2023, mientras que su producción y trabajo efectivo dará comienzo a finales de ese mismo año. Desde ambas compañías esperan que la inversión realizada se haga rentable a los pocos años con la vista puesta en aumentar el pedido en cuanto el mercado lo demande. 

Esta visión de futuro de la que hemos hablado anteriormente pasa por unos planes iniciales para posibilitar la implantación de líneas adicionales para la fabricación de distintos tipos de celdas, como las cilíndricas y prismáticas, tanto para la nueva factoría inglesa como la instalación canadiense. Con la incorporación de estas se espera que la capacidad de producción total de Britishvolt alcance, en los próximos años, más de 100 GWh de forma anual

Martin Drasch, director ejecutivo de Manz, elogió públicamente durante el anuncio de acuerdo a los directivos de Britishvolt por su rápida actuación y puesta en marcha del proyecto de ampliación de su capacidad de construcción de baterías, ya que debido al alto nivel de demanda de estos dispositivos que veremos en los próximos años, es posible que se desarrolle un colapso del sistema y la fabricación no dé abasto para llevar a cabo el suministro necesario. Por este motivo, desde Britishvolt pretenden incrementar su capacidad de construcción de cara a no llegar hasta el punto de saturación mencionado. 

Ambas empresas tienen un objetivo común que es propiciar una mayor y más importante reducción de las emisiones de CO2 en todas las etapas de construcción y suministro. También ponen su esfuerzo en la reducción del coste de fabricación ya que esto repercutirá directamente sobre el cliente final del coche eléctrico; cuanto más barata sea la fabricación de la batería en cuestión, más asequible será la adquisición de un coche eléctrico y, por ende, mayor será el calado que obtenga este tipo de movilidad cero emisiones. 

Conversaciones: