Híbridos y Eléctricos

HASTA 200 KM DE AUTONOMÍA EN CONDICIONES REALES

El camión eléctrico de Renault ya trabaja en Lyon: así es el Renault D Wide Z.E.

El Renault D Wide Z.E. eléctrico ya trabaja en la recogida de residuos en Meyzieu (Lyon), una aplicación para la cual un camión eléctrico resulta ideal por el menor desgaste de los frenos, la reducción del ruido y la menor emisión de partículas contaminantes y abrasivas.

El camión eléctrico de Renault ya trabaja en Lyon: así es el Renault D Wide Z.E.
El camión eléctrico de Renault ya trabaja en Lyon: así es el Renault D Wide Z.E.

El pasado mes de junio, el presidente de Renault Trucks, Bruno Blin, hizo entrega al vicepresidente de la metrópolis de Lyon de un nuevo camión eléctrico de Renault. Thierry Philip, responsable de medio ambiente, salud y bienestar de esta región francesa, recibió de manera simbólica las llaves de un Renault D Wide Z.E. que ya trabaja como uno más en la recogida de residuos del municipio de Meyzieu, perteneciente al área metropolitana de Lyon. Este D Wide Z.E. es una unidad de preserie, el primero de la segunda generación de camiones eléctricos de Renault Trucks, y ya se está fabricando en la planta que la compañía del rombo tiene en Blainville-Sur-Orne (Normandía). 

El Renault D Wize Z.E. se trata de un camión completamente eléctrico de 26 toneladas, una versión del Renault Trucks D Z.E de 16 toneladas convenientemente adaptada para su trabajo en la recogida de basuras. Para Renault, la recogida de residuos es una aplicación ideal para sacar a relucir las ventajas de un camión eléctrico. El tipo de trabajo de estos camiones requiere entre 300 y 800 paradas y arranques en cada turno de trabajo, lo que conlleva -en un camión diésel convencional- un alto consumo de combustible, un desgaste acelerado del sistema de frenos y elevadas emisiones de partículas y polvo, entre las que se incluyen las debidas a la abrasión de los neumáticos y los frenos. Estos inconvenientes se reducen con un camión eléctrico, que utiliza el motor para desacelerar reduciendo así el desgaste de los frenos, no tiene emisiones de escape, reduce las relativas a la abrasión de los frenos y además hace mucho menos ruido.

Según Renault, la movilidad eléctrica es "la respuesta al problema de la calidad del aire y de la contaminación acústica en las ciudades". Según Bruno Blin, la movilidad eléctrica es "el eje central" sobre el que gira la estrategia energética de su marca para responder a la normativa europea, cuyo objetivo es reducir de manera considerable las emisiones de CO2 de los vehículos de más de 16 toneladas. 

renault-d-wide-ze-02

El Renault D Wide Z.E. ya trabaja recogiendo basura en Lyo

El Renault D Wide Z.E.equipa dos motores eléctricos situados entre los ejes con una potencia máxima conjunta de 370 kW (503 CV), con 354 CV de potencia continua, y un par motor de 850 Nm. Equipa una caja de cambios de dos velocidades y monta una batería de iones de litio de 200 kWh que, según Renault, ofrece 200 km de autonomía en condiciones reales. Puede recargarse completamente en un tiempo entre 1 y 2 horas usando un conector Combo CCS de 150 kW. En caso de recargarlo enchufado a una toma industrial trifásica de 380 V y 32 A, el tiempo de recarga asciende a 12 horas. 

La carrocería del Renault Trucks D Wide Z.E. la fabrica la empresa Faun Environnement, que ha acoplado una bomba hidráulica a fin de alimentar los sistemas del vehículo y ha trabajado en la optimización de la carrocería y de la masa para compensar el peso de las baterías. También se han realizado modificaciones en el circuito hidráulico con miras a reducir la contaminación acústica y se ha trabajado en la insonorización de la zona posterior para reducir el ruido provocado por la caída de los residuos en el volquete, logrando una reducción de tres decibelios. 

El  D Wide Z.E. se ha desarrollado con la participación de la Agencia francesa del Medio Ambiente y de la Gestión de la Energía (ADEME). Los camiones eléctricos Renault Trucks empezarán a comercializarse a finales de 2019.

Conversaciones: