INFORME DE WOOD MACKENZIE

El crecimiento del coche eléctrico amenaza el 'statu quo' de la energía global

Según el informe elaborado por Wood Mackenzie y Greentech Media, ambas compañías aseguran que el vehículo eléctrico representará el 21% del total de automóviles a nivel mundial en 2035.

El coche eléctrico representará el 21% de vehículos a nivel mundial en 2035.
El coche eléctrico representará el 21% de vehículos a nivel mundial en 2035.

El grupo de investigación y consultoría global de energía Wood Mackenzie, juntamente con su subsidiaria Greentech Media, han elaborado una predicción del futuro escenario con tres grandes focos: las restricciones en las emisiones, el uso del vehículo eléctrico y el coste de energías renovables. Tanto el sector del transporte como el petroquímico controlan, aproximadamente, el 79% de la demanda mundial de petróleo, mientras que el resto se consume en la industria y en las áreas residenciales y comerciales. La adopción de vehículos eléctricos para rejuvenecer la flota de transporte afectará en gran medida a la demanda de petróleo.

Poco a poco, los automóviles eléctricos están atrayendo la atención del público, y este 2017 ha sido un buen año para el sector. A estas buenas cifras hay que sumarle que el coste del coche eléctrico cada vez es menor gracias, en parte, a la disminución de los costes en la producción de baterías. Esto se traduce a una equiparación de precios entre los vehículos eléctricos y los coches con motores de combustión interna. En este sentido, gran parte de los fabricantes de automóviles ya están respondiendo a esta creciente tendencia.

El estudio asegura que si el crecimiento continua a estos niveles, para 2035 los coches eléctricos pueden representar el 21% del total de vehículos a nivel mundial. Esta cifra, que representa una quinta parte de la flota mundial de vehículos, amenaza con su crecimiento el statu quo, ya que desplaza la demanda del petróleo a medida que aumenta la comercialización de coches eléctricos. La demanda de vehículos eléctricos continuará liderada por China, seguida de cerca por Europa y Estados Unidos. A las tres principales economías mundiales se les unirá la India como un importante foco de demanda.

Vehiculos electricos 2035

La compostura más llamativa de este escenario es el crecimiento a largo plazo de la energía renovable, concretamente, de la eólica y solar. Actualmente, la combinación de ambas fuentes suministran el 8%, aproximadamente, de las necesidades de demanda de energía del mundo, pero para 2030 el suministro crecerá hasta el 30%. Además, estas dos energías también han reducido la contribución del carbón en un 30%.

Debido a que las tecnologías de almacenamiento de energía a corto plazo tienen una relación significativa con las baterías de los vehículos eléctricos, los autores del informe esperan que se desarrolle un ciclo de retroalimentación a medida que la adopción de ambas se acelere, reduciendo aun más los costes.

Mediante cambios consistentes en las preferencias del consumidor y las políticas de carbono, tanto las energías renovables como otras tecnologías bajas en CO2 podrían alterar radicalmente el panorama energético mucho antes de lo esperado.

Conversaciones: