Híbridos y Eléctricos

COSTARÁ 7.000 EUROS Y YA SE PUEDE RESERVAR

TORP Bike, una bicicleta eléctrica ligera para realizar acrobacias y circular por carretera

La empresa croata TORP ha desarrollado una bicicleta eléctrica de altas prestaciones, muy ligera, con la que es posible hacer acrobacias y moverse a alta velocidad por el campo y la carretera.

Teo Žikić, fundador de TORP, muestra el funcionamiento del "control de caballito" de la Torp Bike.
Teo Žikić, fundador de TORP, muestra el funcionamiento del "control de caballito" de la Torp Bike.

TORP es una pequeña startup croata que lleva unos años trabajando en su proyecto para lanzar una bicicleta eléctrica versátil y potente. La TORP Bike responde a los gustos de los dos fundadores de la empresa, que han creado una bicicleta con la que se pueden hacer acrobacias a poca velocidad y disfrutar de las rutas de campo de la misma forma que puede alcanzar altas velocidades incluso en carretera. TORP ha abierto los pedidos anticipados para el primer lote de producción que saldrá a la venta por 7.000 euros.

Su origen croata, la cuna de algunos de los superdeportivos eléctricos más espectaculares, ya hace prever que la TORP Bike incorpora especificaciones técnicas sobresalientes sobre un conjunto especialmente ligero. Los fundadores de la empresa, Teo Žikić y Damir Šarčević, tienen gustos bastante diferentes a la hora de subirse a una bicicleta. Mientras al primero le gustan las rutas camperas, el segundo prefiere la velocidad. Por eso crearon una bicicleta eléctrica que se adapta a los dos, lo suficientemente ligera para realizar acrobacias (de hecho es Teo Žikić el que las hace en las fotografías que aparecen aquí) y lo suficientemente rápida para defenderse en la carretera o en las sendas de tierra.

TORP Bike

Torp Bike.

La TORP Bike cuenta con un motor eléctrico de 15 kW (20 CV), más potente que el de muchas motocicletas eléctricas. Lo alimenta un paquete de baterías de 1,8 kWh de capacidad que, según el fabricante, ofrece “2,5 horas continuas de conducción a buen ritmo en carretera”. No hay una cifra de autonomía en kilómetros, como en otros casos, aunque en el caso de las bicicletas eléctricas de campo a veces es más útil conocer cuánto tiempo es posible disfrutar de ellas, más que la distancia que es capaz de recorrer.

La batería es extraíble y pesa tan solo ocho kilogramos, lo que la convierte en una de las más densas que se pueden encontrar en una bicicleta eléctrica. Además incluye un sistema de frenado regenerativo que recupera parte de la energía que se perdería en las frenadas y los descensos. TORP ha creado incluso su propio software de gestión de la batería (BMS) al que acompaña un controlador de velocidad electrónico.

En la barra horizontal del cuadro monta una pequeña pantalla LCD a color que informa al ciclista del estado general de la bicicleta. No podía faltar una aplicación móvil dedicada y desarrollada también de forma interna para poder acceder en remoto a las configuraciones y a la información de la bicicleta. Todo esto conforma un vehículo con un peso de 29 kilogramos cuya relación potencia peso es de las más altas del mercado.

TORP Bike detalles

Batería extraíble y pantalla LCD de la TORP Bike.

Gracias a la rápida respuesta de su motor eléctrico, una característica común a todas las bicicletas eléctricas, y a su bajo peso, con la TORP Bike “es sencillo aprender habilidades que habitualmente son posibles solo con motocicletas eléctricas y de combustión interna”, afirma Damir. De hecho, a precisión de su motor eléctrico ha permitido implementar un "control de caballito" con el que gracias al giroscopio y al acelerómetro es posible mantener la bicicleta en pie y dirigirla únicamente con la rueda trasera.

TORP ya está fabricando el primer lote de producción que saldrá a la venta por 7.000 euros y para el que ya ha abierto los pedidos anticipados a través de su página web.

Conversaciones: