Híbridos y Eléctricos

300 KM DE AUTONOMÍA

La espectacular motocicleta eléctrica Verge TS, sin buje en la rueda trasera, llegará en 2022

Verge Motorcycles le ha puesto fecha de llegada de la Verge TS y mantiene abiertos los pedidos anticipados para quienes deseen reservar una unidad de esta motocicleta eléctrica espectacular sin buje en la rueda trasera.

motocicleta electrica Verge TS 2022 portada
La motocicleta eléctrica Verge TS llegará a manos de sus primeros propietarios en 2022.

Desde su presentación en el EICMA 2019 bajo el nombre de RMK E2 esta motocicleta eléctrica finlandesa ha atraído las miradas de todos los que se han acercado a ella por su espectacular diseño. Si la parte delantera puede considerarse normal, con una horquilla de suspensión y un sistema de frenos de disco, la parte trasera parece salida de una película de ciencia ficción. Ahora, tras varios años de desarrollo, Verge Motorcycles anuncia su llegada en 2022.

En mayo de 2020, el fabricante finlandés mostró el diseño de producción de la Verge TS, una innovadora motocicleta eléctrica con el motor integrado en la rueda trasera eliminando completamente la transmisión por correa habitual. En ese momento, Verge Motorcycles abrió el sistema de reservas a través de su página web que permitía acceder a una de las primeras unidades producidas a cambio de un depósito de 2.000 euros.

La compañía se ha pasado los dos últimos años perfeccionando el diseño y la tecnología de la Verge TS, manteniéndose fiel al concepto original. Gracias a esos avances la motocicleta ha experimentado algunos cambios significativos. Incluida la batería, su peso total es de 225 kilogramos. Cuenta con un motor eléctrico oculto en la llanta de la rueda trasera capaz de desarrollar una potencia de 80 kW (107 CV) y un par motor de 1.000 Nm. Alcanza una velocidad máxima de 180 km/h y acelera de 0 a 100 km/h en menos de 4 segundos.

motocicleta electrica Verge TS 2022 interior

El motor eléctrico integrado en la llanta de la rueda trasera es la seña de identidad de la motocicleta eléctrica Verge TS.

El sistema de suspensión está formado por una horquilla invertida en la parte delantera y un basculante trasero gobernado por un monoamortiguador, ambos ajustables y firmados por la prestigiosa marca sueca Öhlins. La rueda delantera está diseñada por BST y los frenos de disco son suministrados por Brembo.

La batería queda ubicada en el centro de la motocicleta, apoyada en el marco de aluminio en el lugar que tradicionalmente ocuparía el motor de gasolina de una motocicleta convencional. La capacidad de la batería sigue sin ser desvelada aunque sí hay una aproximación de la autonomía que será capaz de ofrecer: 300 kilómetros en ciudad y 200 kilómetros en carretera. Para la recarga emplea un conector CCS con el que puede recargase completamente en cuatro horas, mientras que con su sistema de carga rápida el tiempo total será de 40 minutos: “alrededor de 100 km de autonomía cada 15 minutos de carga”.

Otra gran diferencia con las moto tradicionales está en la situación del cuadro de mandos, que no se coloca sobre el manillar sino sobre lo que sería el tanque de gasolina. Allí una pantalla LCD muestra la información básica como la velocidad, la potencia demandada, la regeneración o la autonomía restante y, además, las indicaciones del navegador GPS. La conexión en la nube permanente le permite incorporar nuevas funciones y actualizar su software mediante OTA, además de permitir a su propietario interactuar con la motocicleta en remoto para vigilar la carga y configurar algunos parámetros.

En el momento de presentar la versión de producción, y ya con la homologación de la Unión Europea, se comunicaba que la producción en serie se realizaría en Finlandia y que su precio de venta para el mercado europeo de 24.990 euros (sin IVA). Ahora se anuncia que será el año que viene, sin una fecha definida por ahora, cuando las primeras unidades lleguen a manos de sus primeros propietarios.

Conversaciones: