Híbridos y Eléctricos

PERMISOS APLAZADOS DE NUEVO

Agua y burocracia: los obstáculos de Tesla para fabricar coches eléctricos en Europa

Un tribunal administrativo de Fráncfort del Óder ha pospuesto la vista para tomar una decisión sobre los permisos de bombeo de agua de la Gigafactoría de Tesla en Berlín-Grünheide, lo que seguramente impedirá arrancar la producción en serie este año, como estaba previsto.

Tesla Model Y.
Tesla Model Y.

Tras continuos tira y afloja, y algunos problemas durante el proceso, Elon Musk había prometido que la fábrica europea de Tesla empezaría a fabricar coches antes de finales de este año. Dadas las circunstancias, aquel objetivo sonaba más a una maniobra de marketing que a un arranque de la producción en serie con todas las de la ley, pero ahora parece confirmarse que la producción en la Giga Berlín tendrá que esperar.

Las posibilidades de inaugurar la producción de coches en la Gigafactoría europea este 2021, como estaba previsto, parecen diluirse. La razón es otro obstáculo burocrático y medioambiental, según informa la prensa alemana. Según ha revelado un tribunal administrativo de Fráncfort del Óder al medio RBB, se ha aplazo la decisión sobre los permisos de bombeo de agua en la fábrica de Tesla en Grünheide. La vista que había prevista para esta semana se ha pospuesto y no se ha anunciado cuándo se celebrará.

Los problemas relativos al consumo de agua en la fábrica vienen de lejos. En 2020 varias organizaciones ecologistas presentaron una demanda contra la Agencia Estatal de Medio Ambiente porque esta aprobó la solicitud de Tesla que pedía aumentar el volumen de agua para su fábrica. Según estas organizaciones, faltaban pruebas y documentación necesaria para conceder dicho permiso. Ahora la concesión de dichos permisos se ha pospuesto por tercera vez. A petición de las partes implicadas, se iban a solicitar y evaluar más documentos, según dijo el tribunal.

Algunos analistas creen que el inicio de la producción de Tesla, previsto para este mes, ya no puede retrasarse de nuevo por este aplazamiento en la parte burocrática. Sin embargo, es cada vez menos probable que los primeros Tesla Model Y de producción seriada salga de la fábrica alemana antes de 2022. Hasta que no se resuelva el asunto de los permisos, teóricamente la Giga Berlín no puede iniciar la producción y, según la prensa alemana, es poco probable que se llegue un veredicto antes de finales de año.

Giga Press tesla gigafactira berlin

Una de las prensas gigantes ubicadas en la Giga Berlín.

El agua es un recurso fundamental en la producción de vehículos (se necesitan entre 1.300 y 4.300 litros de agua para fabricar un solo coche, dependiendo del modelo y del proceso de fabricación). La fábrica alemana de Tesla conseguirá el agua necesaria a través de la planta de Eggersdorf, que extrae cada año unos cuatro millones de metros cúbicos de los acuíferos. Una buena parte irá destinada a la fábrica de coches eléctricos de Tesla, que consumirá alrededor de 1,4 millones de metros cúbicos al año, pero las organizaciones ecologistas están poniéndoselo difícil a Tesla para poder obtenerla. Si se deniegan los permisos (algo que realmente sería sorprendente dados el estado actual y la magnitud de la fábrica), podría ponerse en peligro el suministro de agua de la Gigafactoría.

Con todo lo anterior, todo apunta a que el Tesla Model Y fabricado en Europa tendrá que esperar a 2022. Mientras tanto, los clientes europeos (españoles incluidos) seguirán recibiendo los Model Y fabricados en Shanghái (China), como viene ocurriendo hasta la fecha.

Paralelamente, Tesla sigue construyendo la Giga Texas , donde también se fabricará el Model Y. Llegados a este punto, es probable que la Gigafactoría de Texas produzca los primeros Model Y antes que la Gigafactoría de Berlín, a pesar de que la construcción de la fábrica se inició seis meses más tarde. Mientras que las obras en Austin han avanzado sin mayores complicaciones, en la Gigafactoría alemana ha sido cuestionada por grupos ecologistas desde sus inicios. El impacto en la fauna y el suministro de agua han sido las principales preocupaciones, a lo que Tesla respondió comprometiéndose a reubicar las colonias de hormigas, reptiles, murciélagos y otras especies afectadas por las obras, así como a reducir el consumo de agua teórico de la fábrica previsto inicialmente.

Conversaciones: