Híbridos y Eléctricos

ASÍ SE MANEJA EN LA VIDA REAL

Así de raro es conducir con el nuevo volante del Tesla Model S Plaid

Los primeros vídeos de los propietarios del nuevo Tesla Model S Plaid muestran cómo se maneja en la vida real el coche con el volante en forma de mariposa que el fabricante ha incluido como única opción: ¿una pesadilla o un gran acierto?

Volante en forma de mariposa del Tesla Model S Plaid
El volante en forma de mariposa del Tesla Model S Plaid, ¿una pesadilla para el conductor o algo a lo que es fácil acostumbrarse?

Con las primeras entregas del Tesla Model S Plaid vuelven a surgir opiniones dispares sobre la conveniencia del nuevo volante en forma de mariposa que el fabricante ha incorporado en esta nueva generación de su berlina eléctrica. El problema surge sobre todo cuando se maniobra el coche a baja velocidad, en la circulación urbana o en las maniobras de aparcamiento. Mientras que hay algunos propietarios que piensan que un volante de este tipo requiere una curva de aprendizaje excesivamente larga para colocar las manos donde corresponde en cada momento, otros parece que se han acostumbrado rápidamente.

A parte de la impresionante capacidad de aceleración del nuevo Tesla Model S Plaid, probablemente la novedad que más revuelo ha causado ha sido su nuevo volante con forma de yugo o mariposa, sin aro superior y repleto de botones táctiles para todas las funciones. A parte de la legalidad o ilegalidad en diferentes mercados, las críticas se han enfocado sobre todo a su aparente incomodidad para maniobrar y a la situación de mandos como los intermitentes o las marchas en forma de botones táctiles. La aparición de unas fotografías de una unidad real con un volante normal parecían confirmar la existencia de la opción de equipar el Model S (y también el Model X) con un volante convencional, más cómodo y lógico, aunque por ahora no es posible seleccionarlo en el configurador de la página web.

El volante en forma de mariposa de Tesla puede ser un caso de esos en los que el diseño y la forma se ha puesto por delante de la función, ya que supone un cambio radical en la manera en la que se maneja el vehículo, sobre todo en maniobras a velocidad lenta, ya que las manos buscan la continuidad del aro de dirección y pierden constantemente el contacto con él. 

Durante el evento organizado por Tesla para la entrega de las primeras unidades del Tesla Model S Plaid, Elon Musk respondió a algunas de las preguntas que quedaron en el tintero cuando se presentó el nuevo volante. Se centró en la ausencia de palancas, en los botones táctiles para las nuevas funciones y en el sistema Auto Shift, que selecciona de manera inteligente en qué dirección se mueve el coche sin recurrir a palancas o botones para ello.

El CEO de Tesla no abordó directamente la polémica sobre la forma del volante y la manera en la que afecta a la conducción. Se limitó a señalar que el resultado es que ofrece una gran visibilidad del cuadro de instrumentos. Con las primeras entregas, comienzan a encontrarse en Youtube vídeos de propietarios mostrando como es realmente conducir un Model S nuevo con este volante tan extraño. Y hay opiniones para todos los gustos.

Según indican páginas web especializadas en Tesla como Electrek o Teslarati, muchos propietarios se han dirigido a ellos para indicar sus problemas con la nueva forma del volante. Sin embargo, algunos de ellos afirman no querer hacerlo público por temor a que los fanáticos de la marca arremetan contra ellos. También existe el temor en el sentido contrario, ya que sus detractores podrían utilizar este argumento para arremeter contra Tesla.

Un primer ejemplo de los más críticos con el nuevo volante es del canal OCDetailing, que sostiene que se precisa una curva de aprendizaje significativa para adaptarse a esta forma de conducir. En el vídeo afirma que es especialmente incómodo en las maniobras de estacionamiento, en las que las manos pierden continuamente el contacto con el volante, que además, al ser plano por la parte baja, no se adapta al movimiento intuitivo de arrastre. Además, también afirma que en muchas ocasiones, al dejar de mirar el volante, y este ser tan pequeño, resulta habitual acabar tocando los botones táctiles que integra.

Sin embargo, también hay ejemplos de lo contrario. El canal de Youtube Tesla Raj ha publicado un vídeo en el que el propietario del Model S defiende la forma del volante como un elemento que, tras una primera toma de contacto que puede resultar sorprendente, se convierte en un elemento muy intuitivo. Según su apreciación, es fácil acostumbrarse a él, y muestra como es capaz de realizar giros suaves en zig-zag y en “U” sin que ello suponga un inconveniente. En definitiva, en este caso el propietario afirma que el volante en forma de mariposa es bastante cómodo de usar.

En este video se analiza además el nuevo sistema Auto Shift que incorpora el Model S que emplea las cámaras del piloto automático para determinar en qué dirección debe moverse el vehículo, de manera que libera al conductor de tener que manipular botones para ello. El vídeo muestra que el sistema funciona bastante bien y que, sobre todo, es extremadamente cauteloso y es capaz de detectar tanto obstáculos como vehículos como peatones alrededor del coche.
Conversaciones: