ESTARÁ COMPLETAMENTE REMODELADA EN 2020

BMW prepara la planta de Dingolfing para fabricar sus nuevos coches eléctricos

BMW fabricará en Dingolfing la quinta generación de su sistema de propulsión eléctrica, que incluye motores y baterías. A partir de 2020, este emplazamiento suministrará los componentes de sus futuros coches eléctricos.

La quinta generación del sistema de propulsión eléctrica de BMW se fabricará en Dingolfing.
La quinta generación del sistema de propulsión eléctrica de BMW se fabricará en Dingolfing.

BMW está remodelando su fábrica de Dingolfing en Alemania para adaptarla a la fabricación de la quinta generación de sus sistemas de propulsión eléctrica, incluidos los sistemas de accionamiento y las baterías. Los destinatarios de estos elementos serán los modelos eléctricos anunciados por el grupo para los próximos años, a partir de 2019: el nuevo Mini EV, el BMW iX3, el BMW i4 y el BMW iNext.

BMW destinará 6.000 m2 para situar allí un área de producción de módulos y una línea de ensamblaje de baterías. La planta actualmente se encuentra en una fase preliminar en la que se están probando los procesos de automatización de los primeros sistemas de baterías para, en una segunda fase, arrancar con la producción en serie.

Desde 2015 y hasta ahora, BMW está fabricando en Leipzig las baterías de alto voltaje, los sistemas de propulsión eléctrica y la estructura de fibra de carbono de los modelos de BMW i. También desde 2015, la planta de Dingolfing se ha encargado de la fabricación de las baterías y los motores eléctricos de la línea iPerformance, las versiones híbridas enchufables de sus modelos con motor de combustión.

Localización de la planta de BMW en Dingolfing

Localización de la planta de BMW en Dingolfing.

"El lanzamiento de nuevos modelos y la creciente demanda de vehículos electrificados nos exige expandir la producción de componentes eléctricos en los próximos meses y años”, ha dicho Roland Maurer, jefe de Planificación y Producción de EDrives en BMW Group, para explicar el papel fundamental que la fábrica de Dingolfing tiene para los planes eléctricos de BMW. Tanto es así que la instalación ha sido denominada como el centro de competencia de BMW Group para la producción de accionamientos eléctricos.

A partir de 2019, la nueva instalación suministrará las baterías para el Mini-E que se construirá a fines de 2019 en Oxford, al sur de Inglaterra. Según BMW, solo para la producción de baterías de este modelo se están invirtiendo varios millones de euros. Sin embargo su motor eléctrico se fabricará en Landshut, muy cerca de Dingolfing. Será a partir de 2020 cuando la planta, ya completamente remodelada, comience a suministrar los motores que montarán el BMW iX3, el BMW i4 y el BMW iNext.

Las instalaciones que se están remodelando forman parte del grupo de plantas que BMW tiene en Dingolfing. Durante muchas décadas fue la instalación encargada del suministro mundial de piezas de repuesto del Grupo BMW. Desde hace unos años, las ventas de piezas se han ido trasladando gradualmente a los nuevos almacenes en Wallersdorf y Bruckberg.

Conversaciones: