Híbridos y Eléctricos

40 % DE LAS VENTAS EN 2030

Ford acelera su electrificación: tres tipos de baterías y dos nuevas plataformas eléctricas

Ford aumenta su inversión en la electrificación de sus modelos con el objetivo de que ocupen el 40 % de las ventas en 2030. Dos nuevas plataformas eléctricas y tres tipos de baterías que se fabricarán en dos nuevas plantas son la base de los 30.000 millones de dólares que invertirá.

Presentacion Ford
Ford presenta su plan de electrificación para esta década.

Con un aumento en la inversión en electrificación de los 8.000 millones de dólares actuales hasta los 30.000 millones en 2025, Ford espera que en 2030 el 40 % de sus ventas sean de modelos eléctricos. La forma de hacer esto se basa en la creación de dos nuevas plataformas para vehículos eléctricos y tres tipologías de baterías, entre ellas las de electrolito sólido. El resultado será que el beneficio que dejen sus vehículos eléctricos será superior al de los de gasolina.

La gran transformación eléctrica de Ford arrancó con el lanzamiento del Ford Mustang Mach-E y la presentación de la versión eléctrica de la pick-up más vendida del mercado, la F-150 Lightning, ha supuesto un auténtico aluvión de reservas. Después de recibir 45.000 en 48 horas, el miércoles 26 de mayo son ya 70.000 las reservas recibidas por la compañía, cada una de ellas acompañada de un depósito de 100 dólares reembolsables.

Ford planea lanzar al menos nueve modelos totalmente eléctricos entre berlinas, compactos y SUV medianos. Además dispondrá de al menos tres pick-ups eléctricas y SUV mayor tamaño, incluida la segunda generación del Mustang Mach-E y de la F-150 Lightning a mediados de la década.

2022-ford-f-150-lightning-platform-exposed

Plataforma de la F-150 Lightning.

Tres tipos de baterías

La semana pasada, Ford firmó un acuerdo con la compañía taiwanesa SK Innovation que le permitirá disponer de sus propias baterías para sus modelos eléctricos. Estas baterías de Ford recibirán el nombre de IonBoost, en un guiño a su línea de motores de gasolina EcoBoost.

Dispondrá de tres tipos de baterías para sus coches eléctricos. Las baterías de iones de litio IonBoost, las de fosfato de litio IonBoost Pro, que se emplearán en vehículos comerciales, y las baterías en estado sólido desarrolladas en colaboración con Solid Power, una empresa de la que Ford es uno de los accionistas principales. Estas últimas, las baterías de iones de litio con electrolito sólido, estarán disponibles en algún momento “de esta década”.

Además, Ford aseguró la semana pasada que para fabricar todas las baterías que necesita para su oferta comercial y lograr sus objetivos de ventas necesitará dos plantas de producción que construirá junto a su socio SKI.

Dos nuevas plataformas eléctricas

Ford está desarrollando dos nuevas plataformas para implementar sobre ellas exclusivamente modelos 100 % eléctricos. La primera se empleará en pick-ups y SUV de gran tamaño, mientras que la segunda se dedicará a berlinas, compactos y SUV medianos. Ambas son fruto de un ambicioso plan en el que se han invertido varios años y miles de millones de dólares.

Estas plataformas dedicadas permiten disponer de una arquitectura común en la que se incluye el chasis, los motores eléctricos y los paquetes de baterías en los que basarán muchos de sus futuros vehículos eléctricos. Esta estrategia le permitirá simplificar su desarrollo y producción y reducir el coste total, desde la logística hasta la fabricación.

A principios de este año, Ford presentó el Mustang Mach-E, un crossover eléctrico construido sobre una nueva plataforma dedicada con la designación interna GE. La segunda versión de esta plataforma, la GE2 se presentará a mediados de 2023, y sobre ella se desarrollarán los nuevos modelos eléctricos de Ford y Lincoln. Eventualmente, esta misma plataforma se utilizará para la segunda generación del Mustang Mach-E y el que puede ser un nuevo Mustang más parecido al tradicional, el Mustang Coupé.

Plataforma Ford Mustang Mach-E

Plataforma del Ford Mustang Mach-E.

En Europa, Ford también utilizará una segunda plataforma dedicada a vehículos eléctricos de pasajeros que será una versión modificada de la arquitectura MEB de Volkswagen que dará lugar a dos nuevos modelos a partir de 2023. Tal y como anunció en febrero de este año, en el Viejo Continente, Ford será un fabricante totalmente eléctrico en 2030.

Por último, la nueva arquitectura TE1 será la base de la renovación de la F-150 Lightning, que llegará a finales de 2025. La primera generación, recién presentada, utiliza una plataforma derivada, en su mayor parte, de la que se emplea en la F-150 de combustión. Esta misma plataforma se emplearía también para el Lincoln Navigator y el Ford Expedition eléctricos. Además, Ford presentará un nuevo modelo, previsiblemente una pick-up eléctrica de tamaño mediano basada en la plataforma de Rivian, una startup de la que Ford es inversor.

Conversaciones: