Híbridos y Eléctricos

2.000 EUROS DE AYUDA

PSA quiere recuperar el subsidio para los híbridos enchufables en Francia

El grupo PSA ha solicitado al gobierno francés la revisión del plan de ayudas a la compra de vehículos eléctricos para incluir de nuevo los 2.000 euros de los que se beneficiaban inicialmente los híbridos enchufables.

Citroën C5 Aircross Hybrid Concept, un híbrido enchufable que llegará en 2020.
Citroën C5 Aircross Hybrid Concept, un híbrido enchufable que llegará en 2020.

El Grupo PSA ha solicitado al gobierno francés la recuperación de los incentivos iniciales para la compra de vehículos híbridos enchufables incluidos en el plan de ayudas de 2015. En él esta tecnología podía acceder a una ayuda de 2.000 euros por vehículo. Sin embargo a partir del 1 de enero de 2016 esta cantidad se redujo a 1.000 euros —750 euros en el caso de los híbridos convencionales— y se eliminó definitivamente el año pasado.

Francia es, con diferencia, el mayor mercado de ventas del Grupo PSA. La ayuda actual para la compra de un vehículo cien por cien eléctrico es de 6.000 euros. En unos días se va a proceder a revisar de nuevo este plan, incluido en el borrador del presupuesto del gobierno para el año 2019. “Estamos solicitando la restauración de los incentivos para vehículos híbridos enchufables", dijo Laurent Fabre, Jefe de relaciones institucionales del Grupo PSA. Esta medida podría costar a los contribuyentes unos 40 millones de euros, si se cumplen las expectativas de ventas de esta tecnología que PSA sitúa en 20.000 unidades.

El Grupo PSA tiene intención de electrificar por completo su gama, lanzando una versión híbrida, híbrida enchufable o 100% eléctrica de cada uno de sus modelos, para cumplir con las estrictas normas de emisiones europeas. El plan de PSA permitirá al Grupo francés, que incluye a los fabricantes Peugeot, Citroën y Opel, cumplir los objetivos de emisiones de su gama. Sin embargo en su programa de electrificación los vehículos 100% eléctricos son sobre todo modelos de tamaño pequeño y medio, como el Corsa o el DS 3 Crossback E-Tense, dejando la tecnología híbrida enchufable para los modelos de mayor tamaño. Esta tecnología viene a sustituir a los motores diésel que si bien han reducido sus emisiones de C02 producen más óxidos de nitrógeno tóxicos (NOx) y partículas que los motores de gasolina.

Según Fabre el otro gran fabricante francés, Renault, respalda la petición del Grupo PSA, aunque la marca del rombo ha querido realizar comentarios al respecto. “Los híbridos enchufables eliminan las limitaciones de autonomía de los coches eléctricos de batería y ofrecen la forma más segura de poner en marcha el mercado de los vehículos electrificados”, ha añadido Fabre, que asegura que el gobierno está al tanto de estas consideraciones.

Durante los próximos dos años, PSA planea lanzar ocho nuevos modelos híbridos enchufables y siete modelos completamente eléctricos.

Conversaciones: