Este híbrido tiene precio de Dacia Sandero y el motor de Toyota que menos te hará ir al taller

Probablemente, no haya alternativa más recomendable teniendo en cuenta la versatilidad del modelo, su precio, edad y la fiabilidad que aporta su motorización híbrida.

Fue la última generación antes de su cambio de nombre.
Fue la última generación antes de su cambio de nombre.
22/08/2023 13:34
Actualizado a 22/08/2023 15:45

El Dacia Sandero es, actualmente, el coche más vendido en España. Se ha proclamado como tal durante los primeros seis meses del año y, como viene siendo habitual de un tiempo a esta parte, acabará el ciclo como uno de los modelos más vendidos, sino el que más. La clave absoluta de su éxito está en su precio, pero muchos son los que por el desembolso necesario para adquirirlo buscan más prestaciones, espacio y eficiencia.

Esto último es algo prácticamente imposible de lograr en el mercado de coches nuevos, pero en el de ocasión hay un mundo de oportunidades que se mueven, incluso, gracias a un motor híbrido, una alternativa que se ha convertido ya en la segunda tecnología preferida por los españoles, quedando muy por encima del diésel y acercándose cada vez más a la gasolina.

Por medidas y formato, es un compacto canónico del segmento C.
Por medidas y formato, es un compacto canónico del segmento C.

Aunando estos dos aspectos (precio del Sandero y tecnología híbrida), es posible encontrar un coche que por menos de 15.000 euros tiene más espacio, potencia y que, a la vez, es uno de los coches cuyo motor menos veces hará a su usuario visitar el taller. Se trata de la segunda generación del Toyota Auris, un modelo que está disponible de manera amplia en las principales paginas de anuncios de coches de segunda mano.

El Auris fue presentado en 2009 como reemplazo al Corolla, pero lo cierto es que se trataba esencialmente del mismo coche, y además sólo estuvo a la venta durante dos generaciones, ya que luego volvió a recuperar su denominación original. En esta ocasión nos centramos en la versión híbrida de la segunda generación, que llegó a España en 2014 y se comercializó hasta 2019. La primera también ofrecía el mismo motor, pero lo cierto es que la diferencia de precio que a día de hoy refleja el mercado no hace recomendable optar por la primera, salvo tal vez algunas unidades en concreto.

Por diseño sigue tratándose de un coche relativamente actual.
Por diseño, sigue tratándose de un coche relativamente actual.

Lo que hace interesante al Auris en el que nos centramos no es otra cosa que su esquema híbrido. Heredó, de manera directa y sin cambios, el propulsor que tanto éxito en términos comerciales, como de fiabilidad y eficiencia, estaba dando a Toyota en el Prius.

Estaba compuesto por el veterano bloque de 1,8 litros que ha tomado lugar en muchísimos coches, tanto de Toyota como de otras marcas, y por un motor eléctrico integrado en la transmisión, que era una automática de tipo CVT. En total, rendía 136 CV, una cifra a priori solvente que promete mover el conjunto con total soltura y lograr consumos por debajo de los 6 litros. Según los usuarios que han registrado sus consumos en Spritmonitor, el Auris es capaz de ofrecer cifras por debajo de los 5 litros, aunque lo habitual será moverse entre los 5,5 y 5,7 litros a los 100 kilómetros.

Zona delantera del habitáculo del Auris.
Zona delantera del habitáculo del Auris.

Las unidades que en estos momentos se antojan más interesantes son las que su odómetro declara una distancia de entre 100.000 y 150.000 kilómetros recorridos, ya que es fácil encontrarlas por unos 12.000 euros de precio. Si superar los 100.000 kilómetros supone una barrera psicológica para el comprador, tampoco será complicado dar con algún Auris por debajo de los 15.000 euros. Con un poco de suerte y afinando la búsqueda, los más necesitados en cuanto a espacio podrán encontrar, incluso, alguna carrcería de formato familiar.

A cambio de este desembolso se obtendrá un coche con el distintivo Eco de la DGT que será capaz de cubrir varios cientos de miles de kilómetros con total ausencia de problemas tanto mecánicos como de tecnología de abordo si se tiene un mínimo de cuidado por él.

Este propulsor híbrido está, sin duda ninguna, entre los más fiables del mundo.
Este propulsor híbrido está, sin duda ninguna, entre los más fiables del mundo.

Como siempre es recomendable a la hora de buscar un coche usado, es importante comprobar que la unidad a comprar haya pasado sus mantenimientos de manera periódica y que sean demostrables.

También, aunque estemos ante una de las mecánicas que menos hace visitar el taller a sus dueños alrededor del mundo, hay que asegurarse del buen funcionamiento, tanto del motor eléctrico como de la batería, que son los componentes más caros de reparar en estos coches híbridos. Otro aspecto a vigilar es una buena refrigeración del motor de gasolina, que puede llegar a sufrir las temidas fugas de refrigerante hacia las cámara de combustión si tiene problemas de temperatura.

Sobre la firma
foto Alejandro
Alejandro González

Redactor y probador en Híbridos y Eléctricos desde 2019. Es técnico superior en Urbanismo y Obra Civil y empezó su carrera en periodismo del motor co-fundando su propio sitio web. Amante incondicional del automóvil y toda la tecnología que lo rodea.

Temas