Híbridos y Eléctricos

MIENTRAS EL RESTO SIGUE CON INCENTIVOS ECONÓMICOS

Noruega adelanta el futuro: ¿Y si los coches eléctricos volvieran a pagar IVA?

Mientras que en muchos países se pide a los gobiernos una medida tan importante para apoyar el mercado de los coches eléctrico como la supresión del IVA, Noruega, ahora, se plantea volvérselo a poner.

coches electricos noruega
Si se aplicase el IVA a los coches eléctricos en Noruega, los precios subirían un 25%.

Noruega es el primer país del mundo en cuota de mercado de coches eléctricos. Su legislación y su planificación, que se remonta ya a unas décadas atrás, son la envidia del resto del mundo. Al contrario que el resto de los países donde existen incentivos a la compra, en Noruega funcionan en forma de descuento. Los coches eléctricos están exentos de pagar el IVA, frente a los de combustión, que pagan un 25%. Una determinación que para sí la quisieran el resto de los mercados mundiales de la movilidad eléctrica. Ahora, tras años en esta situación, algunos partidos políticos piden volver a aplicarlo, lo que según la Asociación de Automovilística Noruega, supondrá el encarecimiento de todos los coches nuevos puesto que allí todos los que se vendan nuevos serán eléctricos a partir de 2025.

En julio de 2020, entre eléctricos puros e híbridos enchufables, la cuota de mercado de vehículos eléctricos en Noruega ascendió hasta un 68%, un cifra sin precedentes en cualquier mercado mundial. A día de hoy, en el país escandinavo los coches eléctricos no pagan IVA, mientras que el tipo general de un modelo de combustión es del 25%. Tampoco pagan impuesto de circulación ni aranceles de importación, y tienen una reducción mínima del 50% en peajes de carretera, ferrys o zonas de aparcamiento regulado, descuento que puede aumentar dependiendo de la localidad. Además, existe un quórum entre todos los partidos políticos para mantener la expansión de la infraestructura de carga.

A través de Camilla Ryste, gerente de comunicaciones de la Asociación de automovilística noruega (NAF Norges Automobil Forbund), esta entidad ha advertido que volver a aplicar el IVA a los coches eléctricos tendría un efecto “dramático”. Si los políticos quieren establecer que a partir de 2025 todos los coches que se vendan en Noruega sean eléctricos o híbridos enchufables, el resultado será que el mercado experimentará una subida inasumible. Ryste asegura que no hay duda de que la imposición del IVA sobre los coches eléctricos supondrá también un aumento de los impuestos sobre los coches de gasolina y diésel, que se seguirán vendiendo hasta 2025. Los perdedores serán los consumidores, tanto los que compren coches eléctricos como los que compren coches de combustión, concluye la portavoz del NAF.

noruega

En julio, Noruega alcanzó una cuota de mercado de vehículos eléctricos  ascendió al 68%.

La situación política en Noruega

Entre los políticos noruegos existe una amplia mayoría que apoya el objetivo de que todas las ventas de automóviles nuevos sean cero emisiones en 2025. Sin embargo, empieza a extenderse la creencia de que es necesario volver imponer el IVA a los coches eléctricos a partir de la próxima legislatura. El partido conservador está cada vez más convencido de eliminar gradualmente los beneficios de los coches eléctricos a partir de 2022. El partido liberal parece el menos convencido para realizar este cambio, y el partido laborista ya realizó esta petición el año pasado.

La razón de este cambio es la necesidad de recaudar dinero que necesitan las administraciones noruegas. En 2007, los ingresos del estado por impuestos a los automóviles fueron de 75.000 millones de NOK (7.127 millones de euros). Los automóviles cero emisiones representan el 47,7% de las ventas de automóviles nuevos en Noruega en lo que va de 2020. Con la exención del IVA y la explosión de ventas de los coches eléctricos, la recaudación del estado se ha reducido a poco más de 40.000 millones de NOK.

En los últimos años, y particularmente en 2020, con la crisis de la Covid-19, el mercado de automóviles noruego se ha reducido a niveles de 2009, a no ser que ocurran cambios sustanciales en los meses que quedan de año. Uno de los incentivos que puede impulsar las ventas son los nuevos modelos de coches eléctricos que están ya llegando al mercado: el Volkswagen ID.3, el Tesla Model Y, el Skoda Enyaq, el BMW ix3, el Nissan Ariya y el Ford Mustang Mach-E, que representan una nueva generación del coches muy prometedora. Pero si los precios se elevan en un 25%, su demanda será muy inferior a la que prevén los fabricantes.

Conversaciones: