Híbridos y Eléctricos

LLANTAS FIJAS SIN RADIOS

Además de espectacular, la bicicleta eléctrica Reevo Hubless también ha sido un éxito

La Reevo Hubless ha sido todo un éxito y prueba de ello es la recaudación total de su proyecto en Indiegogo, que ahora se enfrenta a los primeros días de producción.

La bicicleta eléctrica Reevo Hubless.
La bicicleta eléctrica Reevo Hubless.

A finales de septiembre, en nuestra habitual búsqueda de proyectos entre las proposiciones de Indiegogo, encontramos una bicicleta eléctrica que llamaba la atención por sus llantas aparentemente flotantes. Su nombre es Reevo Hubless, y además de llamativa, también ha resultado ser un éxito en base a la demanda que ha obtenido, ya que ha logrado completar su ronda de microfinanciación, y el proyecto se encuentra de lleno en camino hacia producción.

Tesitura muy similar a la de otro rotundo éxito en la misma web de crowdfunding, la FLX Babymaker, aunque esta basó su éxito en torno a una filosofía completamente opuesta a la de la Reevo Hubless, ya que mientras que la Hubless es un prototipo camino a convertirse en modelo de producción, la FLX Babymaker centraba su razón de ser en torno a una estética de bicicleta tradicional que en el interior de su cuadro escondía todo el entresijo eléctrico.

Ahora, los creadores de la Reevo Hubless celebran la acogida que ha tenido su llamativa bicicleta eléctrica, para la que en un principio estimaron necesarios un total de 1,3 millones de euros, pero tal ha sido la avalancha de solicitudes de compra y aportaciones al proyecto de la empresa en Indiegogo, que el proyecto se ha saldado con un total de más de dos millones de euros recaudados a través de 1.319 aportadores.

Gracias a superar de largo sus expectativas, la empresa se ha permitido hacer mejoras en la Reevo Hubless e incluso ir un paso más allá a la hora de personalizarlas, ya que si antes sólo estaba disponible en negro, ahora cualquiera que haya aportado previamente al proyecto puede modificar su pedido para cambiar el color del cuadro por otro de los tres tonos satinados que ahora ofertan, de nombres Satin Blue, Saddle Brown y Wine Ride (azul, marrón y rojo, respectivamente), eso sí, a cambio de 149 dólares más (unos 122 euros al cambio actual).

Reevo Hubless.

Reevo Hubless.

El aspecto que más llama la atención de la Reebo Hubless es, por supuesto, las llanas sin radios, y cuyo funcionamiento se basa en torno a unos rodamientos internos ubicados entre la llanta y el neumático. Además, dentro de las mismas llantas encontramos también el sistema de iluminación de la Reevo Hubless y se puede acoplar una mochila específicamente diseñada para la bicicleta eléctrica en el centro de la rueda trasera.

Los que pidan una de las pocas unidades restantes de la Reevo Hubless para Europa, sin embargo, no podrán disfrutar de uno de sus principales reclamos en suelo americano, y es que esta bicicleta eléctrica tiene un motor eléctrico de 750 W que no podrá tener cabida en el Viejo Contente, ya que las unidades que se exporten deberán adaptar su motor a los 250 W que exige la normativa europea.

La batería en este caso sí se mantendrá siendo la misma. Fabricada por LG Chem y ubicada en el único tubo que la Reevo Hubless tiene en su cuadro, tiene una capacidad de 500 Wh y gracias a ella logra una autonomía de unos 60 kilómetros según sus diseñadores, aunque esta cifra es en conjunto con el motor de 750 W, por lo que las Reevo Hubless que lleguen a Europa podrán recorrer algo más de distancia con asistencia eléctrica al pedaleo.

A pesar de haber finalizado su ronda de financiación, aún se pueden adquirir las últimas cuarenta Reevo Hubless a través de Indiegogo y beneficiarse así de los descuentos que ofrece la plataforma, cuyo porcentaje puede bajar hasta un 35 por ciento en caso de comprar dos bicicletas eléctricas a la vez. Las entregas de las primeras unidades están previstas para abril de 2021.

Conversaciones: