Híbridos y Eléctricos

EL PRIMER 'ELECTROJET'

Narke, la primera moto de agua eléctrica diseñada para fabricación en serie

Narke es el nombre que recibe la primera moto de agua que se fabrica en gran serie. Un vehículo que representa un paso más en la evolución del motor eléctrico, que parece no tener límites.

narke-electrojet (1)
Narke Electrojet, el nuevo Jet Ski eléctrico.

Las motos de agua siempre se han posicionado como vehículos lúdicos, destinados básicamente para la diversión y para el ocio. Aunque por otro lado, resultan vehículos muy prácticos para otras labores sobre agua, como salvamento o control de diversas zonas. Por lo general, las motos de agua usan motores de combustión, muchas además usan motores de ciclo ‘dos tiempos’, que entre otras particularidades, queman aceite.

Son vehículos que también se ven afectados por las normativas de emisiones y una serie de nuevas normas costeras, que se centran en contener las emisiones y proteger el medio ambiente, limitando en parte sus ventas. Las motos de agua nunca han sido vehículos de grandes ventas, pero su empleo suele ser cerca de grupos de personas y en ocasiones, sobre zonas protegidas o de alto valor ecológico. Pero son problemas que van a pasar a un segundo plano con el lanzamiento del ‘Electrojet’ Narke.

Básicamente se anuncia como la primera moto de agua elétrica, aunque no es del todo cierto, pues existen varios modelos de moto eléctrica a la venta. El caso es que Narke es la primera moto de agua con motor eléctrico que se fabrica en gran serie y no en pequeñas tiradas como ocurre con otras propuestas. Además llega con tecnología y técnica, combinadas con materiales exóticos como la fibra de carbono, que da forma a su casco y a parte de la carrocería.

Escondido en un llamativo diseño de aires futuristas, hay un motor eléctrico asíncrono trifásico y refrigerado por agua, que rinde 45 KW y se alimenta de una batería de iones de litio desmontable con una autonomía de 90 minutos. Se puede cargar al 80% en sólo dos horas, aunque al ser desmontable, es posible tener varias baterías y mientras disfrutamos en el agua, hay otra cargando para cuando sea necesario. A parte de esto, es una moto rápida, con una velocidad máxima limitada a 55 km/h.

Podemos saber en todo momento la carga de batería que queda gracias a una pantalla completamente digital, que hace las veces de instrumentación pero también ofrece conexión Bluetooth para conectar el smartphone.

“Narke no es una moto de agua. Narke es el primer electrojet del mundo diseñado para producción en serie, que, gracias a su accionamiento eléctrico, es respetuoso con el medio ambiente y representa un futuro sostenible. Difiere de las motos acuáticas tradicionales no solo en su tecnología básica, sino también como representante de una nueva era con su sonido y apariencia. El electrojet es extremadamente silencioso y su diseño se centra en la sofisticación y la limpieza”, anuncia la compañía en un comunicado.

Por el momento se desconoce fecha de comercialización, precios y los mercados donde estará disponible.

Conversaciones: