Híbridos y Eléctricos

INVERTIRÁ 3000 MILLONES DE EUROS

ZF fabricará las transmisiones de la nueva generación de coches híbridos enchufables

ZF invertirá más de tres mil millones de euros en la producción de transmisiones híbridas enchufables, de los que 800 se dedicarán a la remodelación de la planta de Saarbrucken, que actualmente fabrica transmisiones convencionales.

La transmision híbrida enchufable del BMW i8 es fabricada por ZF.
La transmision híbrida enchufable del BMW i8 es fabricada por ZF.

El proveedor alemán ZF ha anunciado un programa de inversión a nivel mundial de más de tres mil millones de euros para producir componentes y sistemas para el automóvil, sobre todo transmisiones hibridas enchufables, con la vista puesta en el futuro eléctrico de la industria automotriz. Su planta de Saarbrucken, especializada en la fabricación de transmisiones, recibirá 800 millones de euros para reconvertir sus líneas de producción a esta nueva tecnología.

El cambio en la industria del automóvil hacia la electrificación está reduciendo de forma significativa el mercado de transmisiones convencionales. ZF centra hasta ahora la producción de este componente en la planta de Saarbrucken. Según Stephan von Schuckmann, jefe de la división de tecnología de transmisión de automóviles de ZF, la empresa necesita “dar forma y moderar este cambio” con la adecuación de sus instalaciones.

Por esta razón buena parte de este plan de inversión irá destinado a esta planta. Los 800 millones de euros que recibirá permitirán preparar su transición de la motorización convencional a la eléctrica. En el plan de remodelación de la fábrica se incluyen nuevas instalaciones y sistemas de producción, infraestructura y una nueva red de proveedores.

ZF crece gracias a las transmisiones híbridas enchufables

ZF crece gracias a las transmisiones híbridas enchufables.

"La proporción de unidades híbridas en la producción se multiplicará por diez en los próximos años, del 5% al ​​50%", ha anunciado Wolf-Henning Scheider, CEO de ZF. La empresa ve la creciente penetración en el mercado de las transmisiones híbridas enchufables como una oportunidad de negocio. “Son más que una tecnología de puente" afirma Scheider, quien está convencido de que la nueva generación de coches híbridos enchufables, con autonomías de entre 80 y 100 kilómetros, podrán completar la mayoría de los desplazamientos en modo eléctrico.

ZF no solo enfoca esta inversión al mercado de automóviles de pasajeros, sino que pretende convertirse en uno de los principales suministradores para vehículos comerciales. Hace unos meses ZF anunció una solución tecnológica, llamada e-troFit, que permite transformar de forma rápida y sencilla autobuses diésel en eléctricos. Durante la celebración de la feria comercial IAA de Frankfurt, Mark Mohr, jefe de tecnología de vehículos comerciales en ZF, mostró sus sistemas de transmisión híbridos y eléctricos para furgonetas, camionetas, camiones pequeños y autobuses urbanos.

Para los vehículos de mayor alcance, ZF se ha centrado en los sistemas de transmisión híbridos cuya autonomía eléctrica permite a los vehículos moverse en el interior de las zonas urbanas sin emisiones. Para el caso de camiones de gran tonelaje, Mohr cree que existen varias posibilidades, entre las que están los sistemas de carga dinámica de baterías mediante pantógrafos y la tecnología de pila de combustible de hidrógeno. Además vaticina que entre 2020 y 2025 la tecnología de las baterías evolucionará para ofrecer autonomías de hasta 400 kilómetros a los vehículos más pesados.

Conversaciones: